3 Santos martires de la acjm

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 13 (3164 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 28 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Relato del martirio de los 3 jóvenes acejotaemeros y su Asistente Eclesiástico.
Todo comienza cuando el gobierno de Calles dispone aplicar con todo rigor las nuevas leyes anticatólicas.
Como consecuencia, en vísperas de la suspensión del culto público, el 29 de julio de 1926, los militantes de la ACJM de Chalchihuites convocaron a un mitin en la plaza de toros al que asistieron seiscientosvecinos. Manuel Morales, en su arenga, exhortó a los católicos a promover la derogación de las leyes que atentaban contra la libertad de conciencia. Los medios, dijo, serían pacíficos y sin mezcla política.
El evento mereció la reprobación de las autoridades locales. El Presidente municipal Donaciano Pérez, y su secretario, Refugió García, denunciaron el mitin a la Jefatura de Operaciones Militaresde Zacatecas. Conforme pasaron los días, volvieron a acusar a los católicos de organizar un complot para derrocar el supremo gobierno.
El jefe militar Eulogio Ortiz, remitió a Chalchihuites once soldados del sexto batallón de infantería, al mando del teniente Blas Maldonado Ontiveros, con órdenes de ejecutar a los presuntos sediciosos.
El comando llegó a la población a las 21:00 horas del sábado14 de agosto. El cura Bátiz, advertido de la presencia de los recién llegados, y debido a la clausura del curato, se recogió en su domicilio provisional, la casa de la familia Pérez Moreno.
Poco después, los militares, acompañados de Donaciano Pérez y de Refugio García, tomaron con violencia la casa donde se hospedaba el señor cura Bátiz, se introdujeron en la habitación del ministro yliteralmente lo arrancaron del lecho, tomándolo prisionero con lujo de fuerza.
Los soldados saquearon la vivienda, buscando, sin encontrarlo, armas o documentos que comprometieran al clérigo en el delito de sedición.
Manuel Morales, en las primeras horas del día siguiente se enteró de la detención del señor cura. De inmediato se dio a la tarea de reunir a los dirigentes de la ACJM., David Roldan ySalvador Lara, los hermanos Maclovio, Edmundo y Tomás Pérez, quienes junto con él, se reunieron en la farmacia Guadalupana.
Estando en dicha reunión, llegaron los soldados rifle en mano. ¡Manuel Morales!, gritaron. Él, dando un paso al frente, respondió con entereza: A sus órdenes. La respuesta fue un empellón y violentos golpes en la espalda y el cuello con las culatas de los máuser. En el mismo actofueron reclamados los otros: ¡Salvador Lara!, ¡David Roldan!, los mártires se apersonaron. Los tomaron presos junto con los compañeros que portaban la insignia de la asociación.
Los prisioneros fueron conducidos a la Presidencia municipal. El teniente interrogó a los acusados: ¿Con qué objeto tienen esas juntas?.El padre Bátiz respondió: Con el objeto de defender esa santa causa de nuestrareligión. Eso mismo repitieron todos. ¿Firman esta declaración?, inquirió el militar. Sí señor, respondieron, rubricando, sin saberlo, su sentencia de muerte. En el transcurso de la mañana fueron puestos en libertad los hermanos Pérez.
Por su parte, David Roldan Lara envió un recado a su mamá, diciéndole que no tuviera cuidado, que irán a Zacatecas, que le aseguraban que en dos días regresaba.
Laesposa de Manuel Morales, la señora Consuelo Loera, expuso al teniente Ontiveros la inocencia de su marido. El teniente, aparentando bondad y profanando la memoria de su madre, le dijo: Señora, váyase tranquila, le juro por mi madre que nada le pasará a su esposo. Añadió que le apenaba no poder hacer nada contra las órdenes superiores que llevaba, pero que después de dos o tres días estaría su esposode regreso. Esto tranquilizó un poco a la afligida mujer, quien compareció de nuevo ante el militar, llevando consigo a su hijito mayor. Disgustado, el teniente la despidió: Váyase, váyase... ya viene otra vez con sus lloros! La esposa de Manuel, siguió suplicando que no sacaran a su esposo del pueblo, que si era necesario lo redujeran a prisión mientras se aclaraban las cosas. Por respuesta le...
tracking img