Abajo los jefes

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 19 (4739 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 17 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
¡ABAJO LOS JEFES! Joseph Déjacque (1859)

¡ABAJO LOS JEFES!
Joseph Déjacque
(Traducción: Diego L. Sanromán)

AGITPROV EDITORIAL – BIBLIOTECA DÉJACQUE

1

¡ABAJO LOS JEFES! Joseph Déjacque (1859)

Reconocimiento - Sin obra derivada - No comercial: El material creado por un artista puede ser distribuido, copiado y exhibido por terceros si se muestra en los créditos. No se puede obtenerningún beneficio comercial. No se pueden realizar obras derivadas.

Publicado por Primera Vez en Diciembre de 2009.

AGITPROV EDITORIAL – BIBLIOTECA DÉJACQUE

2

¡ABAJO LOS JEFES! Joseph Déjacque (1859)

¡ABAJO LOS JEFES!

No nos encontramos ya en los tiempos fabulosos de Saturno, en los que el padre devoraba a sus hijos, ni en los tiempos judaicos de Herodes, en los que se masacró atoda una generación de frágiles inocentes; lo cual, a pesar de todo, no impidió que Jesús escapase a la matanza y Júpiter de ser devorado. Vivimos en una época en la que ya apenas se mata a los infantes por medio de la espada o la dentellada y en la que se antoja de lo más natural que los jóvenes entierren a los viejos. Hércules está muerto, ¿qué ganaríamos con resucitarlo? No podríamos, comomucho, más que galvanizarlo. La maza es menos fuerte que la idea. ¡Salve a toda idea presente y por venir! La autoridad ha reinado durante tanto tiempo sobre los hombres, hasta tal punto ha tomado posesión de la humanidad, que por todos lados ha ido dejando guarniciones en su espíritu. Todavía hoy resulta difícil, salvo en la idea, socavarla desde sus cimientos. Cada civilizado es para ella unafortaleza que, guardada por los prejuicios, se alza como enemiga ante el paso de la libertad, esa amazona invasora. Así, algunos que se tienen por revolucionarios y no juran sino por la
AGITPROV EDITORIAL – BIBLIOTECA DÉJACQUE
3

¡ABAJO LOS JEFES! Joseph Déjacque (1859)

libertad, proclaman empero la necesidad de la dictadura; como si la dictadura no excluyese a la libertad y la libertad, a ladictadura. ¡Cuánto niño grande, en honor a la verdad, hay entre los revolucionarios! ¡Niños grandes que persisten además en su manía! Que necesitan la República democrática y social, sin duda, pero con un emperador o un dictador, que viene a ser lo mismo, para gobernarlos. Gentes montadas a horcajadas sobre una osamenta de asno y que, la cara vuelta hacia la grupa, los pies en la misma posición ylos ojos fijos en la perspectiva del progreso, galopan del lado opuesto al hocico de la bestia y se alejan de aquél tanto más cuanto más camino hacen para alcanzarlo. Tales revolucionarios, politiqueros de cuello pelado, han conservado, junto con la impronta del collar, la mancha moral de la servidumbre, la tortícolis del despotismo. ¡Y son, ay, tan numerosos en nuestras filas! Se dicenrepublicanos, demócratas y socialistas, pero no sienten inclinación y amor más que por la autoridad de brazo férreo, de frente férrea, de corazón férreo; son más monárquicos, en realidad, que los propios monárquicos, que a su lado casi podrían pasar por an…arquistas. La dictadura, ya sea una hidra con cien cabezas o cien colas, ya una hidra democrática o demagógica, no puede prestar servicio alguno a lalibertad; no puede sino perpetuar la esclavitud, así en lo moral como en lo físico. No es encuadrando a un pueblo de
AGITPROV EDITORIAL – BIBLIOTECA DÉJACQUE
4

¡ABAJO LOS JEFES! Joseph Déjacque (1859)

ilotas bajo un yugo de hierro, puesto que de hierro se trata, o aprisionándolo en un uniforme de voluntades proconsulares, como se pueden obtener hombres inteligentes y libres. Todo lo que no esla libertad está contra la libertad. La libertad no es cosa que se pueda conceder. No corresponde al capricho de cualquier personaje o comité de salud pública el decretarla o el entregarla como regalo. La dictadura puede cortar las cabezas de los hombres, pero no hacer que vuelvan a crecer y que se multipliquen; puede transformar las inteligencias en cadáveres; puede hacer que los esclavos se...
tracking img