Adolf loos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (928 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
ADOLF LOOS Y LA CRISIS DE LA CULTURA, 1896-1931.

Adolf Loss nació en Brno, Moravia, en 1870. Tras su formación profesional se marchó a los Estados Unidos en 1893, aunque al parecer no encontrótrabajo como arquitecto durante su estancia de tres años en Norteamérica, se familiarizó con los innovadores logros de la escuela de Chicago y con los escritos teóricos de Louis Sillivan enparticular con el artículo Ornamentos en la Arquitectura.
Loos comenzó su carrera diseñando interiores y escribiendo artículos que abarcaban desde los vestidos a la arquitectura y desde los modales hastala música. En 1908 publico Ornamento y Delito, donde explicaba la naturaleza de las discrepancias con los artistas de la Secesión de Viena.
En tanto Joseph María Olbrich, diseño para su mujervestidos especialmente armonizados para armonizar con las líneas de su casa, construida en Uccle en 1895. Olbrich siguió siendo el objetivo esencial de los ataques antisecesionistas de Loos, le citabacomo progenitor del ornamento ilegítimo: “El ornamento moderno no tiene padres ni descendientes, no tiene pasado ni futuro. Es recbido con alegría por gentes incultas, para quienes la grandeza denuestro tiempo es un libro con siete sellos y al poco tiempo lo rechazan”.
No era solo que suponía un desperdicio de trabajo y material, sino que implicaba invariablemente una forma relativa deesclavitud artesanal que solo podía justificarse para aquellos que resultaban inaccesibles los más altos logros de la cultura burguesa.
Estos pronunciamientos éticos y estéticos tan desafiantesaislaban a Loos no solo de la Secesión y de sus contemporáneos de ideas conservadoras, sino también de sus verdaderos sucesores, esos “puristas”. Dado que los arquitectos de las ciudades –como sosteníaLoos- estaban arraigados y alejados de las tradiciones vernáculas, agrarias y alpinas, de sus remotos antepasados, la conclusión era que no podían compensar esa pérdida pretendiendo heredar la cultura...
tracking img