Analisis de la poesia de quevedo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2891 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 28 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
ANALISIS DE LA POESIA DE QUEVEDO
Quevedo reaccionario, Quevedo revolucionario, Quevedo rebelde, Quevedo conservador; moralista
e inmoral; el más erudito y elegante de los poetas de su tiempo para amigos como José González de Salas;
y para sus enemigos del libelo Tribunal de la justa venganza un maestro en errores, doctor
en desvergüenzas, catedrático de vicios y protodiablo entre loshombres... Los estudiosos que se acercan
a la figura de don Francisco se sienten obligados a multiplicar las etiquetas, a hablar de las almas
de Quevedo, de los rostros o de las personalidades múltiples de Quevedo; se desorientan frente a
esa variedad y buscan a menudo explicaciones que justifiquen la distancia que va de su poesía amorosa a
la sátira misógina o la que separa los elogios alpoder de las ácidas condenas a la incompetencia,
la corrupción o la necedad de los poderosos.
Hay críticos y lectores ingenuos que se molestan con el hombre (que en paz descanse si la paz le
ha sido concedida) y trasladan su antipatía a la obra; otros que fuerzan la obra para poder apreciarla
de manera anacrónica; muchos aseguran que es su autor favorito sin que conste que lo hayan
leído.Pero sea como fuere la persona y la obra de Quevedo fascinan al lector y proponen un reto a
la inteligencia y la sensibilidad de nuestro tiempo, como lo hicieron en el suyo. Todo gran poeta
es contemporáneo, valga decir inmortal. Su lectura, sin embargo, no puede ser arbitraria. A
la recuperación de las claves de lectura que permitan esa percepción contemporánea de este
escritor español delSiglo de Oro y universal de todos los tiempos se dedica esta página de autor.
Ignacio Arellano

 

BiografiaQuevedo nació en Madrid en el seno de una familia de hidalgos provenientes de la aldea deVejorís, en la montaña de Cantabria.2 3 Fue bautizado en la parroquia de San Ginés el 26 de septiembre de 1580. Su infancia transcurrió en la Villa y Corte, rodeado de nobles y potentados, ya que suspadres desempeñaban altos cargos en Palacio. Su madre era dama de la reina, y su padre era el secretario de la hermana del rey Felipe II, María de Austria. Huérfano a los seis años, pasó a estudiar en el Colegio Imperial de la Compañía de Jesús, en lo que hoy es el Instituto de San Isidro de Madrid.4 Estudió Teología en Alcalá, sin llegar a ordenarse, y lenguas antiguas y modernas. Durante laestancia de la Corte en Valladolid parece ser que circularon los primeros poemas de Quevedo, que imitaban o parodiaban los deLuis de Góngora bajo seudónimo (Miguel de Musa) o no, y el poeta cordobés detectó con rapidez al joven que minaba su reputación y ganaba fama a su costa, de forma que decidió atacarlo con una serie de poemas; Quevedo le contestó y ese fue el comienzo de una enemistad que noterminó hasta la muerte del cisne cordobés, quien dejó en estos versos constancia de la deuda que Quevedo le tenía contraída:5
Musa que sopla y no inspira
y sabe que es lo traidor
poner los dedos mejor
en mi bolsa que en su lira,
no es de Apolo, que es mentira.
Quevedo también se aproximó a la prosa escribiendo como juego cortesano, en el que lo más importante era exhibir ingenio, la primeraversión manuscrita de una novela picaresca, La vida del Buscón, y un cierto número de cortos opúsculos burlescos que le ganaron cierta celebridad entre los estudiantes y de los que habría de renegar en su edad madura como travesuras de juventud; igualmente por esas fechas sostiene un muy erudito intercambio epistolar con el humanista Justo Lipsio, deplorando las guerras que estremecen Europa, segúnpuede verse en el Epistolarioreunido por Luis Astrana Marín. Hacia 1604 intenta explorar nuevos caminos métricos creando un libro de silvas que no terminó, a imitación de las de Publio Papinio Estacio, combinando versos de siete y once sílabas libremente.
Vuelta la Corte a Madrid, arriba a ella Quevedo en 1606 y reside allí hasta 1611 entregado a las letras; escribe cuatro de sus Sueños y...
tracking img