Andando en el espiritu

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (807 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
ANDANDO EN EL ESPIRITU
Por Rvdo. Pedro Cotto, La Familia de la Fe
Nosotros somos seres espirituales, que tenemos un alma y vivimos en un cuerpo. Como criaturas nacidas de nuevo, los cristianosestamos capacitados para vivir nuestra vida en esta tierra en la verdad del mundo espiritual. Muchos cristianos no fluyen en las bendiciones del andar en el espíritu porque no ejercen el dominio propionecesario para sujetar su cuerpo al dominio del espíritu. Es en nuestro espíritu que reside el Espíritu de Dios quien nos habla, nos ayuda y nos guía. Es a través de las escrituras que vemos que elfracaso espiritual se debe a la debilidad de la carne. Porque lo que era imposible para la ley, por cuanto era débil por la carne, Dios, enviando a su Hijo en semejanza de carne de pecado y a causa delpecado, condenó al pecado en la carne... (Romanos 8:3) Tanto el pueblo de Israel en el Viejo Testamento, como Pedro en el Nuevo Testamento son ejemplos de fracaso espiritual por dejarse dominar por lossentidos. En el Jardín de Getsemaní Jesús le dijo a sus discípulos: Vino luego a sus discípulos, y los halló durmiendo, y dijo a Pedro: Así que no habéis podido velar conmigo una hora? Velad y orad,para que no entréis en tentación; el espíritu a la verdad está dispuesto, pero la carne es débil. Mateo26:40-41.
Jesús no estaba aquí estableciendo que no serían tentados, sino que si oraban, cuandollegara la tentación iban a tener la fortaleza espiritual para resistir. La tentación siempre va a venir. Pero si nos ocupamos de llevar nuestra alma y carne al dominio del espíritu, no cederemos a latentación. Necesitamos pasar tiempo comunicándonos con Dios para mantener nuestras prioridades en su correcta perspectiva. Esta es la clave para triunfar sobre la debilidad de la carne y lo quesignifica dominio propio. Sólo unas obras después del incidente en Getsemaní, Pedro fue tentado y negó al Señor. Si hubiese orado, probablemente no lo hubiera hecho. Cuando Jesús le dijo a Pedro que lo...
tracking img