Apocalipsis

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 39 (9555 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Revelation -
APOCALIPSIS

El Libro del Apocalipsis de San Juan consiste de dos partes principales. \par 1. Relata “las cosas que son”, esto es, el estado entonces presente de la Iglesia, que contiene la epístola de Juan a las siete iglesias, y su relato de la manifestación del Señor Jesús y su orden para que el apóstol escriba lo que vio, capítulo i, 9–20. También, los sermones o epístolas alas siete iglesias de Asia. Indudablemente se refieren al estado de las respectivas iglesias, como existían entonces, pero contienen excelentes preceptos y exhortaciones, recomendaciones y reprensiones, promesas y amenazas aptas para instruir a la Iglesia cristiana de todos los tiempos. \par 2. Contiene una profecía de “las cosas que deben suceder pronto”, y describe el estado futuro de laIglesia, desde la época en que el apóstol contempló las visiones aquí registradas. Está concebida para nuestra mejoría espiritual; para advertir al pecador descuidado, para señalar el camino de salvación al que despertado pregunta, para edificar al creyente débil, consolar al cristiano afligido y tentado, y podemos agregar especialmente, para fortalecer a los mártires de Cristo sometidos a las cruelespersecuciones y sufrimientos infligidos por Satanás y sus seguidores.

Revelation -

Revelación

PRESENTACIÓN

Es oportuno el que este Comentario al Revelación --documentado, equilibrado y edificante, como era de esperar de William Barclay-- aparezca en edición española a finales del segundo milenio de la era cristiana, cuando se están produciendo extremismos comparables a los delllamado " terror quiliástico" de finales del primer milenio, al mismo tiempo que cataclismos naturales de magnitud extraordinaria como el Niño y el Mitch de Centroamérica, entre innumerables holocaustos y guerras genocidas que bien se pueden llamar " del fin del mundo,» alguna incluso al otro lado del Éufrates, en cuyos reportajes televisivos parecía verse lo que expresó con símbolos el Vidente dePatmos.
cosa no debería hacer falta advertir en vísperas del año 2,000: Si bien en El Revelación se nos habla de los mil años que Jesucristo reinará en la Tierra antes del Juicio Final, que como tanto en este libro es posible que tenga un sentido figurado, en ningún lugar del Revelación ni de toda la Biblia se nos da pie para pensar que ese Milenio haya de coincidir con el de un nuevo milenio dela Historia de la Humanidad, ni siquiera de la era cristiana. Bien claro nos dejó el asunto el mismo Jesucristo cuando nos dijo: " Pero de aquel día y de la hora nadie sabe, ni aun los ángeles que están en el Cielo, ni el Hijo, sino el Padre» ( Mar_13:32 ).
sí: existe la costumbre de dedicar el fin de cada año a hacer balance del anterior y proyectos para el siguiente. En ese sentido noestaría de más el que la Iglesia Cristiana aprovechara el fin del siglo XX y del II milenio después de Cristo para revisar sus cuentas, y no solamente por miedo a que se las ajusten irremisiblemente, y plantearse de nuevo y en serio su misión en la Tierra, en la que sigue habiendo tanto dolor, necesidad e injusticia.
Barclay nos dice en la Introducción que El Revelación es un libro indiscutiblementeextraño, pero que vale la pena estudiar. Nos lo sitúa maravillosamente presentándonos el género al que pertenece: la literatura apocalíptica, que floreció tan profusamente en el período entre los dos Testamentos. Y nos presenta el principio que va a aplicar en su comentario: " El Revelación debe interpretarse sobre el trasfondo de su propio tiempo» (página 37). Para ello se necesita un experto; yeso es lo que tenemos en William Barclay. Pero, como siempre, lo que más nos impresiona de él no es su erudición, con ser tan respetable y admirable, sino su conocimiento personal del Señor Jesucristo al Que con tanto amor y claridad nos presenta.
colocado está El Revelación; detrás no solo de los evangelios sino también de las epístolas, al final del Nuevo Testamento, como último acto del...
tracking img