Articulistas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 37 (9040 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 5 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Los costos de la no-decisión
Jueves, Octubre 14th, 2010
A principios de los años sesenta dos politólogos estadunidenses, Peter Bachrach y Morton Baratz, intentaron desarrollar el concepto de la “no-decisión” que, según ellos, tendría que completar el repertorio analítico del poder. Consideraban que éste estaría incompleto en tanto no se incluyeran los mecanismos encubiertos de manipulación queestán a disposición de los gobernantes en su relación con los ciudadanos. La propuesta de Bachrach y Baratz fue muy criticada, hasta que cayó en el olvido porque se consideró que tenía un valor analítico limitado. Puede ser. Aun así, podemos utilizar la expresión “no-decisión” para describir los costos de que una decisión no haya sido tomada. Por ejemplo, cuando un empleado le solicita a su jefevacaciones, y éste no responde de inmediato, duda, titubea, arrastra los pies y no logra decidirse, al menos en apariencia, su no-decisión fue equivalente a la decisión de negar el permiso, o tuvo las mismas consecuencias: el empleado no pudo asistir a la primera comunión de su sobrina en Tampico porque el jefe se tardó mucho en responder, y cuando lo hizo había pasado tanto tiempo que la sobrinaya ni siquiera estaba en estado de gracia, y tenía que volver al confesionario.
Es decir, no tomar una decisión es equivalente a tomar la decisión contraria, y tiene consecuencias tal vez más costosas que las que hubiera acarreado la decisión que se quiso eludir. Si miramos al sexenio de Vicente Fox en la presidencia hay cientos de ejemplos de no decisiones que tuvieron consecuencias negativas.Por ejemplo, ante los ataques terroristas del 11de septiembre a las torres gemelas en Nueva York, el gobierno mexicano se quedó paralizado. Simplemente no supo reaccionar. Pasaron varios días antes de que se diera a conocer una expresión oficial sobre un acontecimiento histórico. El gobierno de Washington y amplios sectores de la opinión pública estadunidense tomaron muy a mal la falta de reacciónde los mexicanos, sus vecinos y dizque “amigos”, que ante una catástrofe humana de esas dimensiones se mantuvieron silenciosos. En el contexto de entonces, el que no nos hayamos apresurado a expresar nuestra solidaridad y nuestras condolencias, era igual a condonar semejante acción criminal. ¡Hubiera sido tan fácil que de manera “espontánea” y como un acto privado, se organizara una misa encatedral por los desaparecidos en Nueva York el 11 de septiembre, a la cual Marta Sahagún hubiera podido asistir de mantilla y peineta! Y ese gesto, que seguramente hubiera reflejado las simpatías de muchos mexicanos hacia las víctimas de la tragedia, nos habría ahorrado algunos sinsabores con los estadunidenses.
Desafortunadamente, éste no es el único ejemplo en que el gobierno de entonces se vioomiso. Ocurrió cuando las guardias privadas de Ricardo Salinas ocuparon las instalaciones de Canal Cuarenta, y así en otros casos. Lo que perdían de vista los funcionarios de ese gobierno es que su inacción también estaba cargada de consecuencias; y éstas eran todas negativas en la medida en que no eran buscadas, fueron únicamente el resultado de que el gobierno no hiciera nada. Por eso, uno de losdos concesionarios más grandes de televisión se siente con la autoridad de acusar, enjuiciar y hasta calumniar a funcionarios timoratos que no se atreven a poner un alto a su arrogancia.

Estos antecedentes son comparables a la inacción del gobierno ante los problemas de la Compañía Mexicana de Aviación, que, en lugar de haber sido declarada en suspensión de pagos quedó en suspensión de vuelos,con todas las consecuencias negativas que ello ha representado. En este caso uno tiene la sensación de que la destrucción de la aerolínea es una catástrofe que le ha caído del cielo al gobierno, que, con la paciencia del Santo Job, el patrono de quienes no toman decisiones, soporta todas las desgracias que acompañan a su no-decisión de salvamento de la empresa. Los funcionarios responsables...
tracking img