As df

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1902 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de septiembre de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Jóvenes y presupuesto: los sin futuro

190 mil jóvenes no son admitidos en las universidades públicas cada año. Con tan sólo el costo del nuevo avión presidencial se podría dar educación a 180 mil de ellos. ¿Qué harán estos estudiantes que no encuentran acomodo en las instituciones de educación superior? Conoce las historias y las cifras de la frustración.
De pronto, un hueco en el estómago. Ami izquierda, un joven apuntándome con una pistola y exigiéndome que baje el vidrio. Del lado derecho, el otro también apuntando, en silencio. Es mentira que toda tu vida pasa frente a ti en un segundo. Al menos en mi caso. Mi mente se fue a blanco. Apenas recordé que según las estadísticas –si es que vivir un asalto se puede reducir a números–, es mejor mantener la calma. 
Después de unos 50segundos, se fueron. Me habían robado. Junto con el dinero, la computadora y una maleta, se llevaron mi tranquilidad, mis ganas de creer en la gente y mi confianza en que las cosas van mejor. 
Me pregunto si en la punta de esa pistola se refleja la frustración de aquellos que no tienen a dónde ir. 
Justo cuando me tranquilizaba, escuché por la radio dos noticias que me dieron la respuesta. Esteaño, más de 190 mil jóvenes fueron rechazados por las universidades públicas del país. Y como si viviéramos en un país en el que nada nos hace falta, tan solo dos días de las campañas presidenciales que acabamos de vivir/sufrir costaron 7 millones 469 mil pesos, que es lo que cuesta dar educación a 109 alumnos en el Instituto Politécnico Nacional durante un año. 
¿Qué pensarán esos jóvenes de lo quese gastó en las campañas, y no en ellos? ¿Qué estamos haciendo como gobierno y sociedad con todos esos muchachos que de algo tendrán que vivir, que, sin duda, alguna aspiración y sueño tendrán?
Pues bien, según el presupuesto del ejercicio fiscal 2012 aprobado por la Cámara de Diputados, estamos invirtiendo mucho en educación, poco más 243 mil 311 millones de pesos. De esta cantidad, 32 mil 539millones son para la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), el Instituto Politécnico Nacional (IPN) y la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM). 
La partida para el rubro educativo es la más alta del Presupuesto de Egresos. En 2012 superó por más de 110 millones de pesos los recursos etiquetados para seguridad. Sin embargo, para muchos no es suficiente. Es claro que en este país no nossentimos ni seguros, ni con oportunidades para estudiar. 
Hablar de educación en México es complicado. Lo es porque los datos y las estadísticas difícilmente revelan el sentir de los jóvenes que se quedan sin estudiar. 
Juventud frustrada
¿Qué es lo que sucede? En primer lugar, los alumnos que cursan la educación media superior en una escuela pública tienen el derecho conocido como “pasedirecto” a la universidad. No es necesario ser un alumno destacado, tan solo hay que aprobar las materias y listo. Por ello, el cupo para los alumnos provenientes de preparatorias no incorporadas, ya sea al sistema de la UNAM o del Politécnico, se reduce significativamente. 
De los 62 mil 682 jóvenes que aspiraron a entrar a la UNAM este año, solamente 6 mil 500 pudieron hacerlo. Esto representa 10.36por ciento del total de candidatos. 
Para ingresar a cualquier universidad pública, se presenta un examen de admisión, y según la demanda de cada carrera, varía el puntaje que se exige a los candidatos para ser seleccionados.
La frustración y el enojo aumentan cuando los rechazados obtienen buenos resultados. Oscar viene del Estado de México, y cuando le preguntamos si había alcanzado elpuntaje, nos dijo: “Sí. En la UAM tuve el 92 por ciento (de) 100, y no me aceptaron; en la UNAM tuve 93 (le pedían menos de 90 aciertos), y tampoco”. 
Aldo Iván Ortiz, quien fue rechazado en el IPN y la UNAM, vive una situación parecida. “Llevo un año y medio haciendo el examen, y cada vez que lo hago, me sale que no lo paso. Me he quedado a dos aciertos (…) y, la verdad, me siento muy frustrado. Y...
tracking img