Asdasd

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 17 (4203 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 7 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Biografía.
Nació en (Copenhague, 5 de mayo de 1813 – Id., 11 de noviembre de 1855) fue un prolífico filósofo y teólogo danés del siglo XIX. Se le considera el padre del Existencialismo, por hacer filosofía del Sufrimiento y la «Angustia», tema que retomarían Martin Heidegger y otros filósofos de siglo XX. Criticó con dureza el hegelianismo de su época y lo que él llamó formalidades vacías de laIglesia danesa. Gran parte de su obra trata de cuestiones religiosas: la naturaleza de la fe, la institución de la Iglesia cristiana, la ética cristiana y las emociones y sentimientos que experimentan los individuos al enfrentarse a las elecciones que plantea la vida. En una primera etapa escribió bajo varios seudónimos con los que presentaba los puntos de vista de estos mediante un complejodiálogo. Acostumbró a dejar al lector la tarea de descubrir el significado de sus escritos porque, según sus palabras, «la tarea debe hacerse difícil, pues sólo la dificultad inspira a los nobles de corazón».1
Ha sido catalogado como existencialista, neoortodoxo, posmodernista, humanista e individualista, entre otras cosas. Sobrepasando los límites de la filosofía, la teología, la psicología y laliteratura, Kierkegaard está considerado una importante e influyente figura del pensamiento contemporáneo.
DIARIOS.
Los diarios de Kierkegaard son esenciales para comprenderle a él y su obra. Él escribió en sus diarios cerca de 7000 páginas que describían sucesos clave, meditaciones, pensamientos sobre su trabajo y observaciones de cada día. La colección completa de los diarios en danés ha sidoeditada y publicada en 13 volúmenes consistentes en 25 encuadernaciones, incluyendo índices. La primera edición en inglés de los diarios fue editada por Alexander Dru en 1938.
Sus diarios revelaron muchas facetas distintas de Kierkegaard y de su obra, y ayudaron a entender muchas de sus ideas. El estilo de sus diarios es de los más elegantes y poéticos de todos sus escritos. Kierkegaard dioimportancia a sus diarios e incluso alguna vez escribió que eran el confidente en el que más confiaba:
´´Nunca he confiado en nadie. Siendo escritor he hecho, en cierto sentido, al público mi confidente. Pero respecto a mi relación con el público debo, una vez más, hacer a la posteridad mi confidente. La misma gente que está ahí para reírse de uno no puede ser hecha el confidente´´.

TEMOR Y TEMBLORSoren Kierkegaard

Las tres religiones monoteístas aclaman a Abraham como Padre en la Fe. Él encarna al hombre de fe. Y no sin razón. Creyó a Dios cuando, siendo él de edad avanzada y su mujer estéril, le prometió una numerosa descendencia. Mantuvo su fe en El, contra toda esperanza, cuando los años pasaban y su ya anciana mujer no concebía el hijo prometido. Todos se daban cuenta de que,sencillamente, era esperar lo imposible. Aquel viejo, cercano ya a la muerte, y sin descendencia, debió ser, con su absurda pretensión, el hazmerreír de familiares, siervos y conocidos, siempre confiado en que, contra
toda evidencia, había de ser el padre de un gran pueblo.
Sin embargo nació Isaac, hijo tan confiada y largamente esperado, hijo amadísimo. El era la prueba viva de que su fe no había sidoen vano, y en él se veían confundidos cuantos de Abraham se habían mofado. No había sido vana su esperanza.
Y así es como llega el terrible momento en que Dios pide a un Abraham más anciano aún que sacrifique a ese hijo en la cima del monte Moria. Luego de tres días de angustiosa ascensión, en que que Isaac una vez y otra pregunta a su amado padre cual sea la víctima del sacrificio que van aofrecer, llega el momento en que , súbitamente y de modo inesperado, Abraham se abalanza contra su hijo con un cuchillo en la mano y una expresión asesina y feroz en su rostro.
No pudo ser de otro modo, observa Kierkegaard. No pudo ser el Abraham relamido, representado por bienintencionados pintores, que alza el cuchillo mirando al cielo con expresión beatífica, tan, soporíferamente elogiado en...
tracking img