Bioetica y humanismo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (893 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
BIOÉTICA Y HUMANISMO MÉDICO EN EL SIGLO XXI
El desarrollo de la Medicina y de su ejercicio profesional a lo largo de la historia han conllevado una importante evolución del pensamientocientífico-técnico, derivado del importante desarrollo de la ciencia y la tecnología. Contemplando la historia de la Medicina, desde una perspectiva historiográfica, hemos asistido a momentos concretos que hanimpulsado las ciencias biomédicas por caminos inhóspitos e insospechados. De esta suerte, se pasó de una ciencia médica de corte exotérico y mágico en las culturas primitivas, a una ciencia médicapresidida por el pensamiento lógico-racional, en la época helénica clásica. La ciencia médica clásica avanzó a lo largo del tiempo, hasta bien entrada la Edad Media, y la aparición del Renacimiento, donde elhombre se convierte en objeto de estudio “per sé” y se comienza a sistematizar un saber empírico que irá segmentando el corpus de conocimiento. Desde los orígenes de la Medicina hasta estas fechas, enlas postrimerías de la Edad Moderna, el conocimiento médico ha ido acompañado de un humanismo manifiesto en el saber de las grandes figuras médicas. De esta manera, el ejercicio médico no sóloconllevaba la adquisición de conocimientos científico-técnicos, sino que, muy al contrario, la verdadera formación de todo médico estaba presidida por otras disciplinas científicas (astronomía, matemáticas,ingeniería, etc.) y ciencias humanísticas (filosofía, antropología…). Algunas destacadas figuras de la Medicina, en su ansia de conocimiento, llegaron hasta los mismos confines de lo establecido,frecuentando disciplinas tan variopintas como la astrología, la alquimia, etc. Un ejemplo de este tipo de ejercicio y práctica médica pueden ser figuras, tan destacadas de la ciencia, como Leonardo DaVinci, el enigmático Paracelso, e incluso el contemporáneo psicoanalista Carl Gustav Jung. El ser humano, observado en su más profunda esencia, requiere de un pensamiento “politeísta”, que sólo se...
tracking img