Blabla

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 25 (6012 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Filosofía y medioambiente.

                                                                                                              Bertha Nudis Ferrer Hechavarria

La problemática ambientalista ha venido a ocupar uno de los espacios significativos hoy en los más diversos círculos de intelectuales, políticos, economistas, cientistas de las más variadas ramas, tecnólogos, organizaciones,personalidades, hombres, mujeres y niños de diferentes naciones, credos, culturas, etc. Las relaciones del hombre con su entorno y del hombre con el hombre se hacen cada vez más controvertidas, pues éste históricamente ha tratado de satisfacer sus necesidades a costa de la naturaleza y no pocas veces en detrimento de las de sus semejantes, lo que ocasiona el deterioro del planeta, que en losúltimos tiempos ha alcanzado un ritmo acelerado. Para superar la desfavorable situación se toman numerosas medidas de carácter sociopolítico, económico, jurídico, científico y técnico, que no siempre constituyen la solución a los problemas.

Las complejas relaciones de los organismos vivos con su medio y las consecuencias que de ello se derivan no son hoy asunto privativo de las ciencias biológicasen general ni de la ecología en específico. Las ciencias, tanto sociales como naturales y técnicas, están llamadas a enfrentar con urgencia y en mancomunidad la misión de encontrar soluciones duraderas, o mejor, definitivas, al grave estado de deterioro a que la actual civilización ha sometido a nuestra casa común.
Compartimos este mundo con muchas otras especies; la diversidad biológica estácerca de alcanzar el punto más alto en la historia de la evolución del planeta y somos la especie superior. Pero como nos enseña la Biología Evolucionista, la superioridad no representa un papel decisivo en la determinación de los organismos que sobreviven, sobre todo en los períodos de extinción en masas; tenemos que admitir, por tanto, que "somos una parte del batallón de los afortunadossupervivientes de las convulsiones catastróficas del pasado y no las expresiones de una antigua superioridad". (Leakey y Legwin, 1992).
 
En la historia del planeta se abrió una fase nueva cuando el hombre empezó a interferir en el equilibrio de la naturaleza, de un modo esencialmente diferente a otros organismos, inicialmente carecía de una comprensión clara de lo que hacía y en ocasiones obteníaresultados inadecuados como lo es, por ejemplo, el exterminio de animales y plantas de los que se alimentaba o el agotamiento de los terrenos de cultivo, pero las reducidas dimensiones de las alteraciones que producía impedía que se produjera un perjuicio permanente en la tierra. Bien distinta es la situación hoy, las ciencias han dotado al hombre de conocimiento y poder, y los éxitos de la modernaagricultura, por ejemplo, se obtienen al precio de arrasar el suelo y cambiar el clima desfavorablemente, sin tener presente que como bien avizoró Federico Engels en su obra "El papel del trabajo en la transformación del mono en hombre", la naturaleza se venga del hombre por las acciones nocivas por él realizadas.
 
Lo anterior no es, como tratan de presentar ciertos propagandistas y pesimistas, frutode la perversidad ni de la estupidez del hombre, ni tampoco de un desarrollo desenfrenado y ya incontrolable de las ciencias y la técnica modernas, como postulan los alarmistas, sino que es producto de una concepción prevaleciente de desarrollo, basada en un modo y estilo esencialmente depredador, fruto de la cultura occidental que impera en distintos territorios y que pretende consolidar suhegemonía a escala planetaria en esta, la era de la globalización neoliberal.
 
Nuestro planeta vive hoy una situación de precariedad que permite constatar con claridad, que la crisis ambiental encierra, de hecho, una crisis que como bien observara Guimaraes "sus causas y sus implicaciones revelan dimensiones económicas, políticas, institucionales, sociales y culturales, y sus efectos trascienden...
tracking img