Borges Y Marechal

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2852 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de febrero de 2013
Leer documento completo
Vista previa del texto
MARECHAL Y BORGES,
DOS PROPUESTAS PARA UNA LITERATURA NACIONAL
I- LAS RAICES EUROPEAS
Para analizar los juicios que hace Marechal sobre la obra de Borges en el “Adán Buenosayres”[1] delimitaré dos zonas; una, ubicada en el Libro Segundo, capitulo II, que contiene la teoría de Adán sobre lo que podríamos llamar la “corrupción americana”; la otra es más amplia y comprende el rastreo delpersonaje Luis Pereda y su construcción literaria. Empezaré por esto último, ya que es lo primero que aparece en la novela.
El personaje Pereda aparece descrito como “cegatón y bochinchero”, como “jabalí ciego” y entra en escena tropezando con la escalera en la que está subido el señor Chisholm, es decir, la torpeza es lo primero que Marechal nos muestra de él. Luego, surge el interés “criollista”, elinterés por “conocer exactamente la naturaleza del compadrito del novecientos”, seguido por el éxtasis del personaje el escuchar unos versos en el fonógrafo; el éxtasis ante la presencia grabada del “malevo primitivo”, “químicamente puro”, del “gaucho recién urbanizado”. Completan esta presentación del personaje las palabras de Franky: “lo mandan a estudiar griego a Oxford, literatura en laSorbona, filosofía en Zurich, ¡y regresa después a Buenos Aires para meterse hasta las verijas en un criollismo de fonógrafo! ¡Bah! ¡Un pobre alienado!” (Pág. 132). La observación de Franky, junto con el éxtasis criollista de Pereda, su torpeza y la comparación con el jabalí ciego, son pistas que dibujan una caricatura, dejadas por Marechal para la lectura en clave de su novela. La clave supone undireccionamiento de la lectura (que el lector puede seguir o ignorar[2]); este direccionamiento es el que nos dice que el personaje de Luis Pereda es una construcción literaria cuyo referente es Jorge Luis Borges. Este procedimiento supone una valoración que, aunque Marechal la reviste de hilaridad, malevolencia y ridiculez, en el caso de Pereda resulta muy negativa. Sobre la construcción de estepersonaje, Jitrik en Contorno, n° 5-6, sept. de 1955, dice: “...podría yo suponer que es injusto poner en boca de Pereda una frase como: “¡Eso es especular con fantasmas! No entiendo un pito”, como respuesta a cuestiones no excesivamente complejas, o bien podría suponer que Marechal cree que Pereda es incapaz de sutileza, lo cual, habiendo leído a Pereda, me permite imagina que la penetraciónpsicológica de Marechal respecto de sus contemporáneos debe estar bastante velada por la ofuscación.” Efectivamente, perecería emerger en la construcción del personaje Pereda cierta animosidad que tiende a ridiculizar el criollismo sin disimulo[3]. Ahí se lee gran parte de la valoración de Marechal por esta “doctrina”; en la malevolencia descriptiva de los personajes, en la ridiculización de losdiscursos, en la humorada superficial e irónica, ahí Marechal emite una opinión fuerte la cual se manifiesta en varios de los personajes. Así, el criollismo es en la mente de Tesler, una oscura heterodoxia que “trataba de levantar hasta el nivel de dioses olímpicos a ciertos personajes del suburbio porteño”[4] (Pág. 139). En contra partida de esa heterodoxia, Tesler es un filósofo indeciso (¿confundido?)entre las muchas divinidades extrajeras y orgulloso de mantener una tradición propia. Esto lo enfrenta directamente con la “bárbara idolatría” del criollismo, que para él es “mala literatura”, que intenta “convertir en héroes nacionales a dos o tres malevos inofensivos”. Es decir, el procedimiento que emplea Marechal para valorar al criollismo consta de dos movimientos; primero le niegalegitimidad, lo trata como una heterodoxia (frente a los modelos de tradición europea), luego, lo minimiza, lo trata simplemente de mala literatura, de “pavada criollista”. El movimiento doble va de la negación a la indiferencia: es una “triste literatura de compadritos y milongueros”, concluye Tesler.
La estrategia dominante que emplea Marechal para referirse al criollismo (y que constituye un...
tracking img