“Brujeria y posesión: mitos y verdades”

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 21 (5188 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 30 de octubre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
“Brujeria y Posesión: Mitos y Verdades”

Introducción.
Centenares de autores han dedicado gran parte de sus estudios a investigar sobre fenómenos tan relevantes en la historia, como lo fueron, “La brujería” y “La posesión”.
Existen al respecto diferentes teorías, diferentes creencias. Hay quienes consideran ambos fenómenos simplemente como un contacto con el demonio sin hacer distinciónalguna. No obstante, autores como Foucault o Certeau ubican a la brujería y a la posesión como procesos antagónicos, en lo que respecta a sus características, al tratamiento que la institución eclesiástica les ha dado, y primordialmente a la concepción del cuerpo femenino en cada una de estas manifestaciones.
En el presente trabajo se intentara, a través de un recorrido histórico que va desde elsiglo XIII hasta la actualidad, dilucidar las modificaciones que han sufrido dichos fenómenos a lo largo del tiempo para finalmente concluir en que se trataban de casos en los que mucho tenía que hacer la medicina.

Religiosas místicas.
¿Acefalia espiritual o la mano de Dios?
El siglo XIII, se caracterizó por un profundo cambio en la experiencia espiritual y religiosa. Las mujeres se apropiaron dela escritura para hablar de sí mismas y de Dios. La palabra y escritura de dichas mujeres fueron posibles gracias a que ellas no eran nada, sino sólo receptáculo y transmisión de Dios.
Precedentemente sentenciadas al silencio, a fines de la Edad Media, lograron traspasar muros de claustros y conventos, y caracterizadas por sus excesos sobrenaturales, comenzaron a ser escuchadas.
En medio deuna intensa crisis religiosa, en la que no sólo se buscaba el conocimiento teológico, sino también el conocimiento experiencial de Dios, emergieron estas mujeres, consideradas religiosas místicas. A la enseñanza teológica y teórica, cuyo mediador con Dios era la figura del sacerdote, se contrapuso el conocimiento experiencial de dichas mujeres que exigían para sí el reconocimiento de su relacióninmediata con lo divino.
Por las múltiples formas de religiosidad, por medio de las cuales las mujeres vivían una unión directa con Dios, adquirieron un papel fundamental en la vida de la Iglesia y en la sociedad.
Cada vez con más fuerza, estas mujeres ocuparon el espacio, que los sacerdotes habían dejado vacio en las instituciones eclesiásticas. La amenaza que para el orden religioso y socialsignificaron estas mujeres, llevó a la institucionalización forzosa de ellas, por parte de la Iglesia. En este contexto, tuvo lugar el IV Concilio de Letrán, el cual proclamaba la obligación anual de la confesión, que instituía como sacramento y que asociaba estrechamente a la eucaristía.

Experiencias místicas
Entre las escritoras místicas de la Edad Media, se destacan Beatriz de Nazaret, María deOignies, Margarita Porete, Margarita de Oingt, Hildegarda de Bingen, entre otras.
Hildegarda de Bingen, Santa (1098-1179) fue una de las místicas de mayor influencia de la época; traspasó las fronteras del silencio para escribir acerca de su conexión con Dios. A través de sus escritos pudo manifestar su experiencia divina:
(…) Y he aquí que fue en el año cuarenta y tres del curso de mi vidatemporal, cuando en medio de un gran temor y temblor, viendo una celeste visión, vi una gran claridad en la que se oyó una voz que venía del cielo y dijo: < Frágil ser humano, ceniza entre las cenizas, podredumbre entre la podredumbre, di y escribe lo que veas y oigas. Pero como tienes miedo de hablar, eres ingenua e ignorante para escribir, dilo y escríbelo, no fundándote en el leguaje delhombre, no en la inteligencia de la invención humana, sino fundándote en el hecho de que ves y oyes esto desde arriba, en el cielo, en las maravillas de Dios> (…) Y de nuevo oí una voz del cielo que me decía: <Proclama estas maravillas, escribe lo que has aprendido y dilo>. Y sucedió en el año 1141 de la encarnación de Jesucristo, Hijo de Dios, a la edad de cuarenta y dos años y siete meses,...
tracking img