¿Cómo aparece el autismo? diagnóstico temprano e indicadores precoces del trastorno autista (*)

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 31 (7585 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 28 de abril de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Ángel Rivière

Hace unos días, en uno triste, perdimos la presencia y el verbo del profesor Ángel Rivière. Directa o indirectamente, con sus recordadas aportaciones académicas o mediante su vinculación profesional y afectiva al mundo grupal y asociativo (en especial, la mantenida con la APNA), siempre estuvo dispuesto a colaborar en actividades del Real Patronato. La inclusión de un texto suyoen este número del Boletín tiene, por eso, y por lo menos, un doble significado: el de la recuperación simbólica del que parece que fue su último texto escrito (roca minúscula dela montañla de su quehacer y de su entrega); y el del homenaje personal de respeto a su obra, en el desafíopermanente a la oscuridad y al olvido.
(*) Artículo preparado para las Jornadas sobre El Niño pequeño conAutismo, la primavera pasada. Las distintas intervenciones en esas jornadas fueron recogidas bajo el mismo título en una publicación colectiva, compilada en capítulos por el propio Ángel Rivière y por Juan Martos, y editada por la Asociación de Padres de Niños Autistas, con la colaboración del Real Patronato. (Madrid, 2000). El texto reproducido integra el capítulo I del libro.



«A medida quetranscurría su segundo año de vida, comencé a sentir que alguien me había cortado el ‘hilo telefónico’ que antes me había comunicado con mi hijo. Llamaba una y otra vez, pero era como si no tuviera línea. Cada vez me era más difícil lograr la relación de persona a persona que antes había tenido cuando el niño era más pequeño».

Estas reflexiones de una madre particularmente expresiva, acerca de loque sentía al presentarse el autismo de su hijo, son representativas de un sentimiento muy común entre los padres de niños con autismo. A diferencia de lo que sucede con los familiares de niños con otras dificultades del desarrollo, tales como las que se producen por ejemplo en el Síndrome de Down o en los grandes retrasos por encefalopatías de expresión innata, los padres de autistas sienten confrecuencia que han perdido algo, que hay algo que se les ha ido o que les ha sido robado por la naturaleza, en el desarrollo de sus hijos.

La siguiente historia se encuentra con muy ligeras variantes, una y otra vez, en los informes retrospectivos del primer desarrollo que ofrecen al clínico los padres de niños autistas:

«Los padres indican un desarrollo normal hasta la mitad del segundoaño. A la edad crítica de 18 meses, empezaron a inquietarse por la ausencia de lenguaje expresivo y falta de respuesta al receptivo, y por la existencia de rituales. Hasta esa fase el desarrollo había sido aparentemente normal.

El niño fue alimentado mediante lactancia materna durante cinco meses y medio. Su ingesta y sus reflejos de succión eran normales. Adquirió con normalidad los hitos motores,presentando sujeción cefálica estable desde las primeras semanas, sedestación independiente desde los 7 meses aproximadamente, y ambulación autónoma desde los 14 meses (antes había dado algunos pasitos, pero una caída retuvo brevemente ese desarrollo inicial).

En el plano de las conductas sociales y afectivas, José también era un bebé aparentemente normal. Presentó con toda normalidad laspautas intersubjetivas primarias (sonrisas y otros gestos expresivos de respuesta e incitación social) desde la edad normal de 2-3 meses. Desde los últimos meses del primer año o primeros del segundo, realizaba conductas comunicativas, incluyendo el gesto de señalar para pedir, aunque no es seguro que con funciones ostensivas. Más aún, desarrolló hacia los 12-13 meses algunas palabras referenciales yfuncionalmente comunicativas (por ejemplo, «papá», «pan») y todo parecía indicar un curso normal de desarrollo.

A los 18 meses, se observaron las primeras manifestaciones de alteración del desarrollo. El niño perdió las palabras que decía anteriormente, y empezó a presentar un patrón de mutismo y ausencia de respuesta a las emisiones lingüísticas de los adultos vinculares. Paulatinamente,...
tracking img