Campesino de los andes

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2558 palabras )
  • Descarga(s) : 37
  • Publicado : 24 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
ORLANDO FALS BORDA, EL LEGADO DEL HACER CIENCIA La trayectoria personal, intelectual y política del maestro Orlando Fals puede mostrar uno de los derroteros a través de los cuales han discurrido las disciplinas y campos de estudio que se ocupan del análisis de lo social en Colombia, y, con el cuidado que se debe tener con las extrapolaciones, tal vez de América Latina. En su obra se puede seguirel trazado que va desde de lo que Franco, Jutkovitz y Solari (1976) llamaron «sociología científica» hasta la «sociología crítica»; en otras palabras de la sociología institucionalizada en la década de 1950 en América Latina bajo la inspiración funcionalista de la sociología predominante en Estados Unidos, a una sociología, que al igual que lo ocurrido tanto en los países del Norte como del Sur,incorporó la obra de Marx como fuente de interpretación teórica principal. Tal vez algún sector de la academia pueda extrañar que en la obra de Fals Borda no haya eco del llamado «giro lingüístico» y por lo tanto podría ser «incompleta» porque se habría detenido en una visión «tradicional» y no aportaría más que a una «historia» del análisis social en Colombia. No obstante, el homenaje que estaslíneas quisiera rendir al maestro es destacar un rasgo de su obra que es necesario reafirmar para que lo producido en la academia se haga dentro de unos marcos mínimos de responsabilidad. A lo largo de la trayectoria de su obra, Fals Borda conservó lo que él llamó en su primera obra que apareció en español El Hombre y la Tierra en Boyacá, el «método científico»1 como una actitud mental, que resulta«…indispensable para poder sentar aquellas bases firmes que permitan simultáneamente, en lo posible, construir una teoría social a salvo de resquebrajaduras y conducir trabajos empíricos que no malgasten, por desorientación teórica o por falta de hipótesis de trabajo, los recursos investigativos disponibles» (Fals Borda, 1957: XI). Ser fiel a ese principio fue lo que permitió que obras hechas en clavefuncionalista, como Campesinos de los Andes y El Hombre y la Tierra en Boyacá, sobrevivieran luego de la entrada del marxismo tanto en su propia obra como en una buena parte de la academia colombiana en los años setenta; al respecto, Darío Fajardo, en el prólogo a la quinta edición de Campesinos de los Andes en 1979, anotaba que la riqueza descriptiva de las obras iniciales de Fals Borda «…lejosde reñir con las mayores posibilidades explicativas del materialismo histórico, proporciona[n] más elementos para la comprensión de la vida social y de su dinámica» (Fals Borda 1978: VIII).
En estas cortas líneas no hay espacio para entrar detenidamente en la discusión acerca de si en las primeras obras de Fals Borda hay una «visión positivista» cuando habla del «método científico», que luegocambiaría en el transcurso de la década de 1960 cuando da su viraje hacia la «ciencia comprometida», que por demás, para la siguiente década, va recogiendo planteamientos como los de Feyerabend, Kuhn, Foucault.
1

13

Sin pretender minimizar los elementos que hicieron de Fals Borda el científico social comprometido como él lo entendía2, quiero llamar la atención sobre las características de laciencia como actitud mental que se encuentran en su obra y que deberían resultar indispensables para cualquiera que emprenda de manera responsable la tarea de estudiar la realidad social; lo más importante de este legado del maestro Fals, sobre el cual baso este homenaje, es que se presenta como un requisito tanto para aquel que se declare científico social comprometido como para el que no lohaga, e incluso lo considere impropio, cuestionable. Un primer componente de dicho legado, es estar alerta contra lo que él llamaba los peligros del «mimetismo intelectual», es decir, repetir o confirmar lo que se dice o se hace «en otras latitudes». Sobre este riesgo advirtió Fals Borda, tanto en su crítica frente al «colonialismo intelectual» que promulgaba una ciencia social neutra, como a la...
tracking img