Capitulo viii...libro de garcia maynes

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 38 (9410 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
CAPITULO VIII
FILOSOFIA JURIDICA Y TEORIA GENERAL DEL DERECHO

En el último tercio del pasado siglo diversos escritores, influidos por la ideología positivista y deslumbrados por los progresos de la ciencia natural, sostuvieron que la filosofía del derecho debía ser reemplazada por una disciplina de tipo científico, cuyos métodos coincidieran con los de la investigaciónnaturalista. De acuerdo con tal idea, varios autores alemanes, entre lo que hay que citas, en primer término a Bergbohm, Merkel y Bierling, trazaron el programa de una teoría general del Derecho, concebida como conjunto de generalizaciones relativas a los fenómenos jurídicos. Toda consideración de índole filosófica y, sobre todo, de carácter metafísico, debe ser repudiada por la ciencia del derecho.Para establecer la definición de lo jurídico, pensaban los citados autores, hay que poner en práctica los procedimientos de que se sirven, por ejemplo, el astrónomo y el físico. Su método, estrictamente experimental, llamase inducción, y es una forma de inferencia que cosiste en pasar del análisis de una seria de hechos o casos, el establecimiento de un principio general que expresa sus atributoscomunes y puede aplicarse también a los hechos semejantes no investigados. “Inferencias inductivas son aquellas en que de una seria de juicios particulares se deduce un juicio universal sintetizador o amplificador y distinto de ellos. Son, pues, conclusiones de lo particular a lo general; se dividen en inducciones sintetizadoras y amplificadores.

La esencia de las induccionessintetizadoras (registradoras de hechos) consiste en que un número mayor o menor de juicios dados con el mismo sujeto o predicado, forman en la conclusión un solo juicio, con lo cual la conclusión se convierte en una combinación de juicios, copulativa en un caso y conjuntiva en el otro. En las inducciones amplificadoras la conclusión es distinta de las premisas formal y materialmente. Son formas en lascuales de juicios particulares dados se deduce un juicio universal, no sintetizador, sino amplificador. Según que esta extensión o amplificación vaya de algunas especies de un género a la totalidad de este género (amplificación de la extensión), o de algunos caracteres de un concepto al contenido general de éste (amplificación del contenido), convendrá llamar las amplificaciones generalizadoras ototalizadoras…”.

Bergbohm, Merkl y Bierling afirmaron que el procedimiento a que acabamos de referirnos podía aplicarse no únicamente a los fenómenos naturales, sino también al derecho. Para obtener la noción de este – decían – basta con reunir un número suficientemente grande de hechos jurídicos, prescindir de sus notas accidentales y abstraer las que les sean comunes. Igual procedimientopodrá aplicarse a cualquier otro problema análogo, como, por ejemplo, la definición de derecho subjetivo o del deber jurídico.

El programa trazado por los partidarios de la pretendida ciencia se considero muy pronto como intento fracasado, pues los juristas se percataron de que la aplicación del método inductivo ala definición del derecho implica el previo conocimiento de aquello que con talmétodo se trataba de alcanzar. En efecto: para abstraer de una serie de datos jurídicos las notas que les son comunes, es necesario conocer de antemano la esencia del derecho, ya que, de otro modo, resulta imposible seleccionar los fenómenos que habrán de servir de base a la inducción.

Al iniciarse el renacimiento de las especulaciones filosófico-jurídicas, a fines del siglo XIX y comienzos delactual, abandonaron los juristas los procedimientos metódicos propuesta por esta doctrina, y dedicaron buen p arte de sus afanes a la investigación de los métodos idóneos para el desarrollo de los estudios fundamentales acerca del derecho. Puede decirse que, desde entonces, el problema metodológico es la principal preocupación de los cultivadores de la filosofía jurídica.

CAPITULO IX
LA...
tracking img