Caridad empresarial

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 37 (9247 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
VERITAS, Nº 22 (Marzo 2010) 9-31

ISSN 0717-4675

Donación y deliberación El lugar de la caridad en la ética empresarial
AGUSTÍN DOMINGO MORATALLA Universidad de Valencia (España) agustin.domingo@uv.es
Resumen El artículo analiza algunas aportaciones de la encíclica Caritas in veritate (CiV) a la ética social contemporánea. Una aportación de gran valor hermenéutico porque integra trescategorías centrales en la ética contemporánea: globalización, deliberación y donación. Dedica especial atención al concepto de caridad en la primera y tercera parte del trabajo, primero analizando la presencia de este concepto en la ética social reciente en términos de des-privatización, después muestra la emergencia de la caridad en la ética empresarial. Entre las aportaciones que realiza laencíclica a la ética empresarial nos hemos detenido en las que afectan a las formas de gestión organizativa y que hemos llamado «nuevo management». Palabras claves: globalización, deliberación pública, donación, ética social, ética empresarial, management estratégico, responsabilidad social.

Donation and deliberation The place of charity in business ethics
Abstract The article discusses some resultsof the Caritas in veritate (CiV) to Social ethics. A hermeneutic revolutionary contribution because it integrates three basics categories in contemporary ethics: globalization, deliberation and donation. With special attention to the concept of charity in the first and third of the work, first analyzing the presence of this concept in recent social ethics in terms of de-privatization, then revealsthe emergence of charity in business ethics. Among the contributions that the encyclical makes Business ethics we works in categories what affecting organizational and management methods we have called «new management». Key words: globalization, public deliberation, donation, social ethics, business ethics, strategic management, social responsibility.



Doctor en Filosofía. Profesor Titularde Filosofía Moral y Política en la Universidad de Valencia (España). Amplió estudios en la Universidad Católica de Lovaina como Fellow en la Cátedra Hoover y fue Secretario General y Vicepresidente de la Comisión Justicia y Paz. Entre sus abundantes publicaciones cabe destacar Un humanismo del siglo XX. El personalismo (1985), El arte de poder no tener razón. La hermenéutica dialógica de Gadamer(1991), Responsabilidad bajo palabra (1995), Ética y voluntariado (1998), Calidad educativa y Justicia social (2002), Ética de la vida familiar. Claves para una ciudadanía comunitaria (2006).
Recibido: 6/Septiembre/2009 - Aceptado: 28/Octubre/2009

AGUSTÍN DOMINGO MORATALLA

Introducción La nueva encíclica de Benedicto XVI lleva un título filosóficamente revolucionario: Caritas in veritate(CiV). «Caridad» y «verdad» son dos términos que suelen aparecer por separado en las investigaciones filosóficas. Mientras el primero se sitúa dentro del ámbito de la filosofía práctica; el segundo, en cambio, dentro del ámbito de la filosofía teórica. Una separación alimentada desde tradiciones filosóficas que interpretan el uso público y el uso privado de la razón como si la vida humana estuvieraorganizada por dos lógicas diferentes. Una separación que dejaría la caridad en manos de la psicología de las emociones y la verdad en manos de la epistemología del conocimiento científico. Una separación que condenaría la caridad a la arbitrariedad de las emociones y la verdad a la universalidad de las razones. De esta forma, mientras que los actos de generosidad, altruismo, caridad o donacióncaerían fuera de la racionalidad filosófica; los argumentos lógicos, normativos y científicos serían propiamente filosóficos. Podríamos conformarnos con esta separación y plantear que el texto de Benedicto XVI es radicalmente teológico y que, por consiguiente, carece de relevancia para la filosofía en cualquiera de sus dimensiones. Incluso se podría llegar a decir que no es una encíclica...
tracking img