Carta abierta a politicos y criminales

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1677 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Javier Sicilia: Carta abierta a políticos y criminales | | | |

"El mundo ya no es digno de la palabra, nos la ahogaron adentro, como te asfixiaron, como te desgarraron a ti los pulmones. Y el dolor no se me aparta, sólo tengo al mundo por el silencio de los justos. Sólo por tu silencio y por mi silencio, Juanelo".  Eso escribió Javier Sicilia, en homenaje a su hijo quien fue hallado sinvida con otras seis personas dentro de una camioneta, en el estado de Morelos. Según el dictamen todos presentaban visibles huellas de tortura y estaban atados de las manos y pies.  Ante estos hechos se ha instalado un altar permanente en el centro de Cuernavaca, Morelos.  La sociedad civil ha convocado a una Marcha Nacional en contra de la violencia y por la justicia, este  Miércoles 5 de abril2011, a las  5 de la tarde  de la glorieta de la Paloma de la Paz al zócalo de Cuernavaca, Morelos. Regeneración manifiesta su afecto y solidaridad para con Javier y todas las familias enlutadas del país. Hacemos nuestro el llamado a unirse, actuar, y mantener en alto las banderas de la vida. Con relación a esta tragedia Javier Sicilia publicó en Proceso, el 3 de abril, una carta abierta a políticosy criminales; así mismo podrá ver a continuación una entrevista realizada por Carmen Aristegui. ESTAMOS HASTA LA MADRE... (CARTA ABIERTA A LOS POLÍTICOS Y A LOS CRIMINALES) por Javier Sicilia El brutal asesinato de mi hijo Juan Francisco, de Julio César Romero Jaime, de Luis Antonio Romero Jaime y de Gabriel Anejo Escalera, se suma a los de tantos otros muchachos y muchachas que han sidoigualmente asesinados a lo largo y ancho del país a causa no sólo de la guerra desatada por el gobierno de Calderón contra el crimen organizado, sino del pudrimiento del corazón que se ha apoderado de la mal llamada clase política y de la clase criminal, que ha roto sus códigos de honor. No quiero, en esta carta, hablarles de las virtudes de mi hijo, que eran inmensas, ni de las de los otros muchachos quevi florecer a su lado, estudiando, jugando, amando, creciendo, para servir, como tantos otros muchachos, a este país que ustedes han desgarrado. Hablar de ello no serviría más que para conmover lo que ya de por sí conmueve el corazón de la ciudadanía hasta la indignación. No quiero tampoco hablar del dolor de mi familia y de la familia de cada uno de los muchachos destruidos. Para ese dolor nohay palabras –sólo la poesía puede acercarse un poco a él, y ustedes no saben de poesía–. Lo que hoy quiero decirles desde esas vidas mutiladas, desde ese dolor que carece de nombre porque es fruto de lo que no pertenece a la naturaleza –la muerte de un hijo es siempre antinatural y por ello carece de nombre: entonces no se es huérfano ni viudo, se es simple y dolorosamente nada–, desde esas vidasmutiladas, repito, desde ese sufrimiento, desde la indignación que esas muertes han provocado, es simplemente que estamos hasta la madre. Estamos hasta la madre de ustedes, políticos –y cuando digo políticos no me refiero a ninguno en particular, sino a una buena parte de ustedes, incluyendo a quienes componen los partidos–, porque en sus luchas por el poder han desgarrado el tejido de la nación,porque en medio de esta guerra mal planteada, mal hecha, mal dirigida, de esta guerra que ha puesto al país en estado de emergencia, han sido incapaces –a causa de sus mezquindades, de sus pugnas, de su miserable grilla, de su lucha por el poder– de crear los consensos que la nación necesita para encontrar la unidad sin la cual este país no tendrá salida; estamos hasta la madre, porque lacorrupción de las instituciones judiciales genera la complicidad con el crimen y la impunidad para cometerlo; porque, en medio de esa corrupción que muestra el fracaso del Estado, cada ciudadano de este país ha sido reducido a lo que el filósofo Giorgio Agamben llamó, con palabra griega, zoe: la vida no protegida, la vida de un animal, de un ser que puede ser violentado, secuestrado, vejado y asesinado...
tracking img