Carta a la comay

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (768 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 18 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
LUIS RAFAEL SÁNCHEZ
Carta a la Comay

Pocos programas de la televisión puertorriqueña han alcanzado el éxito arrollador que el nombrado Súper Exclusivo. Pocos personajes televisivos han caladotanto en la imaginación de nuestro país como usted, Comay, no obstante comportarse, a veces, como una Frankestein criolla que desangra las reputaciones ajenas. El desangramiento satisface a lostelevidentes, no hay duda. Si no fuera así, ¿cómo explicar el éxito arrollador a que aludí? Comay, tantos son los televidentes atraídos por usted y su lengua, que aún cuando Súper Exclusivo vienetransmitiéndose hace tiempo, las firmas comerciales luchan por pautar una cuña publicitaria entre chisme y chisme. Perdone si mi franqueza le parece brutalidad: usted no es joven, bonita o sensual. Aunque capas ycapas de maquillaje insistan en ocultarlo. Aunque se la pase cruzando y descruzando las piernas con una coquetería lastimosa y… cafretona. Y, de sus pelucas, mejor no hablar, tal el desatino en queincurren. Más, la escasez de atributos no parece cerrarle el paso a su autoestima. Programa tras programa, haciendo gala de una frivolidad compulsiva, usted estrena ropa y calzado, dándoselas de divamediática. Lo que es, a fin de cuentas. Comay, a lo mejor usted no se ha enterado de que se la cita a todas horas, como a contralora de la verdad. Habitual resulta oír, en la guagua y al son del grito oen la iglesia y al son del amén: “Lo dijo la Comay”. Dios Santo, ¡cuántas responsabilidades la gente carga sobre sus débiles hombros!
Sí, Comay, usted congestiona la razón en el cafetín y el salónuniversitario. Igual se la censura que se la encomia. La desprecian quienes juran que, ni amenazados de muerte, se rebajarían a verla y oírla a usted. La celebran quienes se atornillan a la butaca paraenterarse de a cuántos usted “tira al medio”. El término, reconocido como una creación idiomática suya, se usa en el Puerto Rico de hoy para significar la delación de los sorprendidos en pifia o...
tracking img