Carta a valencia de ulises y artemis (dos toninas recién fallecidas)

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (779 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 22 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Durante años dejamos nuestra alegría de vivir en el Acuario de
Valencia. Día a día dicen que aprendimos del arte del entrenamiento,
pero nuestra madre agua nos dio en los genes ese aprendizajeancestral
al que nos rendimos con amor y juventud eterna.
Para nosotros la rutina era fuente de constante renovación. Nuestras
lágrimas jamás se notaron porque se confundieron con el limite fijado
porel estanque de color pastel que atrajo a numerosas familias y a
los niños que con tanto gusto bendijimos con cada salto, con cada
beso, con cada pelota y agua que les esparcimos para que tuvieranun
poco de ese elemento que toca las pieles y las transforma para
siempre.
En nuestro corazón siempre reinó la luz de las estrellas que nos
acompaña. En los ríos nuestra vida es otra cosa. Somoslibres aunque
alejados de la bella presencia humana, que tantas contradicciones
aguarda en mente y corazón.
Dimos lo mejor de nosotros. La fulminante miseria no acobardó nuestras
fuerzas lineales deir, desplazándonos rápidos, fuertes y vigorosos,
hacia el mismo regocijo corpóreo de los pequeños a los que les
brillaban los ojos cada vez que nos veían jugar; armonizar el espacio;
hacer másgustosa su existencia en la tierra.
No podremos enumerar los brincos que hicimos cada vez más altos, más
hermosos, más perfectos. Nos debemos a la gente buena, a los que
sonríen con facilidad, a losque no guardan rencor en su alma.
Dejamos atrás el rio porque en nuestra memoria también estaba el azul
que exhalan algunos hombres y mujeres, aunque sea, muy
momentáneamente, cuando nos miran.Dejamos atrás los morichales, la pureza, la fuerza dulce de Ochún, los
cantos inquebrantables de los pájaros desde el amanecer que también
entonan distinto cuando su casa es la selva.
Dejamos muchoantes la mar para volvernos rosados como la energía
transmutadora del amor. Nos volvimos más tiernos, más hermosos
mientras fuimos aceptando la noble misión de ir hacia los niños, por
ellos, con...
tracking img