Caso 19 comerciantes - colombia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 29 (7146 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 11 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
la desaparición colectiva y masacre de diecinueve comerciantes del Magdalena Medio ante la Corte Interamericana en el 2000. Han pasado 17 largos años desde aquella brutal masacre. Sin eembargo, el tiempo no pasó para los familiares de las diecinueve víctimas. Motivados por un justo anhelo de verdad, justicia y reparación, lograron que un tribunal internacional sea el artífice de un capítulo, sinduda, trascendental para la historia de Colombia.

En esta histórica sentencia, la Corte basó su decisión en las abundantes pruebas testimoniales, periciales y documentales, entre ellas, los 60.000 folios de la investigación penal interna. Su simple lectura permite observar que la prueba reina fueron las propias conclusiones de la justicia colombiana, las cuales revelaron la participación deautoridades estatales en esta masacre. Si queda duda de la responsabilidad estatal en este caso, basta acceder a las confesiones de los paramilitares que describen cómo fue concebido el macabro plan de desaparecer y asesinar a los diecinueve comerciantes, con la colaboración de agentes del Estado. Pese a esta prueba y al tiempo transcurrido, sólo paramilitares de bajo rango han sido condenados yencarcelados por los hechos.

Durante ocho años de litigio internacional, el Estado gozó de pleno derecho a la defensa y tuvo la oportunidad de presentar argumentos, pruebas, testigos y peritos. El Estado encargó su defensa ante la Corte al Ministerio de Defensa. En su decisión, la Corte dijo que el Estado de Colombia "impulsó la creación de tales 'grupos de autodefensa' entre la población civil".En otras palabras, afirmó lo que ya antes habían dicho las Naciones Unidas, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y hasta la propia justicia colombiana en anteriores decisiones. Igualmente, el vocero de los paramilitares reconoció la estrecha vinculación de estos grupos con el Estado: "Las armas que nos llegaron venían con el sello del Estado y (...) les va a tocar a ellos (al Estado)ver qué hacen con el hijo de Herman Monster que crearon" (EL TIEMPO, 15 de mayo del 2004).

El caso de los diecinueve comerciantes, en efecto, es el primero de una serie en trámite que resuelve la Corte Interamericana, relacionados con los vínculos entre el Estado y los paramilitares. Será esta la oportunidad para que el Estado colombiano diseñe una política de reparación integral de quienes nohan obtenido justicia en el país, si es que quiere evitar más pronunciamientos en este sentido.
Colombia debe erigir un monumento en memoria de las víctimas y, mediante una ceremonia pública y en presencia de sus familiares, poner una placa con los nombres de los 19 comerciantes.
LA REPARACION
Deberá brindar gratuitamente, a través de sus instituciones de salud especializadas, el tratamientomédico y psicológico requerido por los familiares de las víctimas y establecer todas las condiciones necesarias para que los miembros de la familia de una de las víctimas, Antonio Flórez Contreras, actualmente en el exilio, puedan regresar a Colombia, si así lo desean, cubriendo Colombia con los gastos en que incurran por motivo del traslado.
En un concepto que apenas está creando la Corte demanera innovadora, el proyecto de vida, obliga a Colombia a pagar cincuenta y cinco mil dólares por los ingresos dejados de percibir por cada una de las 19 víctimas. Es una especie de lucro cesante, calculado basándose en la edad y el tipo de trabajo desarrollado por la víctima. Por daño inmaterial, ochenta mil dólares de cada una de las 19 víctimas y por el mismo concepto, cincuenta mil dólares acada uno de los hijos, ochenta mil dólares a cada una de las cónyuges y compañeras o parejas de hecho, cincuenta mil dólares a cada uno de los padres y ocho mil quinientos dólares a cada uno de los hermanos. En concepto de costas y gastos a la Comisión Colombiana de Juristas se le abonará diez mil dólares y al Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL), tres mil dólares.
En el caso...
tracking img