Caso zara

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 23 (5631 palabras )
  • Descarga(s) : 9
  • Publicado : 2 de junio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Página 1 de 10

ZARA: UN RETO AL PENSAMIENTO MADURO [1]
Carlos Herreros de las Cuevas HFC CONSULTORES,S.L

Decimos que una empresa ha realizado una innovación estratégica cuando empieza a jugar reglas completamente diferentes. Fijémonos por ejemplo en el sector de la confección, venta de al por menor en España. Hasta hace pocos años este sector estaba dominado por empresas marcas conocidas y,en general, diseño y calidad del tejido iban de la mano. El resultado fina prendas caras que, pasadas de moda, guardamos en nuestros armarios bien protegidas de la p La ropa de buen diseño era inaccesible para una gran masa de consumidores potenciales: Zara e en el juego con reglas diferentes.[2] Mientras que para la mayoría de los establecidos los cam de modas significan problemas, para Zarason oportunidades; de hecho ,estimula los cambio moda continuos. Zara no cree en dos colecciones al año: primavera y otoño. La sabi convencional del sector, lo que en el lenguaje de la complejidad se llama un atractor, es qu sistemas que constituyen las empresas de la moda se estabilizan en torno a la idea de colecciones anuales. Zara es la pionera de un atractor diferente: “coleccionesvivas”,diseña fabricadas, distribuidas y vendidas casi con la misma rapidez con que la volubilidad de los clie modifica sus gustos. Zara es una marca de Inditex , Compañía que no cotiza en bolsa. Sin emb con ventas anuales de dos mil millones de euros y más de mil tiendas en treinta países de to mundo- los banqueros creen que cuando salga a bolsa el año que viene, la valoración estará entr 10 mil millones deeuros. Estaría entre las diez primeras empresas de la bolsa de Madrid capitalización bursátil. Si la Compañía ha prosperado es gracias a su enfoque diferenciado. Las 822 tiendas abierta Europa reciben mercancía nueva dos veces por semana desde el centro logístico de alta tecno de La Coruña. Luis Blanc, ejecutivo de la Compañía, declara: “Queremos que los clientes entren una tienda eleg que ofrece laúltima moda y un buen servicio a precios bajos. “Pero lo más importante-añade Bl es intentar que nuestros clientes entiendan que si ven algo que les gusta tienen que comprarlo a porque la semana próxima ya no estará en las tiendas. Se trata de crear un clima de escasez oportunidad”. He aquí un atractor nuevo. El sector de la moda estaba en equilibrio- nadie se m las reglas del juego eran conocidas-sabiendo que cada temporada dura tres o cuatro meses; l hay otros cuatro o seis meses de rebajas. Seguramente ,una proporción no pequeña del margen de las tiendas convencionales lo absorben los costes financieros, los de almacenamiento, los d descuentos especiales que hay que practicar durante las rebajas ,y los costes de destruir o vende sobrantes a los comerciantes de mercadillos. A su vez, losprecios que los minoristas pagan fabricantes forzosamente tienen que incluir los altos costes de almacenamiento de estos últimos clientes estaban acostumbrados a esta forma de operar: la ropa de última moda durante la tempo es muy cara y tiene buena calidad de tejido; pero si no es urgente la compra, existe la casi segu de adquirir la misma prenda durante las rebajas con un ahorro considerable.Las reglas del j eran aceptadas por vendedores y compradores: el “stock” se compra dos veces al año; la rop diseño va siempre asociada a la calidad del tejido; los consumidores aceptan precios que imp márgenes brutos muy altos( lo que no significa necesariamente márgenes netos muy altos po razones apuntadas anteriormente). No hay ni habrá escasez, ni siquiera durante las rebajas. Inclu la tienda nodispone del color o de la talla que necesito, la pide a fábrica. Pero si quiero comp prenda al comienzo de la temporada sé que tengo que pagar un precio elevado”. Frente al mo que postula que no hay escasez y que puede haber oportunidad si se espera, Zara ,como he indicado, crea ese clima de escasez y de oportunidad inmediatas. Zara cambia las reglas del ju Los españoles llevamos ya 20 años...
tracking img