Catesismo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2148 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Jesús está en el más humano de los lugares. Ya ha experimentado una profunda solidaridad con tantas personas de este mundo, al ser golpeado y torturado. Ahora es injustamente condenado a la pena de muerte. Su compromiso de entrar completamente en nuestras vidas inicia su etapa final. Ha dicho “sí” a Dios y ha puesto su vida en manos de Dios. Le seguimos durante esta entrega final, y contemplamosreverentes cada lugar del camino, mientras es destrozado y entregado por nosotros.

Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos, ya que por tu santa cruz has redimido al mundo.

Mientras observo la escena, me conmuevo de ultraje y gratitud. Veo a Jesús. Su rostro. La corona de espinas. Su ropa está adherida a las llagas de su espalda. Pilatos se lava las manos de todo el asunto. Las manos de Jesúsestán atadas a su espalda.

Esto es por mí. Para que yo pueda ser libre. Para que yo pueda alcanzar la vida eterna. Al comenzar el recorrido pido estar con Jesús. Seguirle en su camino. Expreso mi amor y mi gratitud.
Jesús es obligado a cargar la cruz en la que va a morir. La cruz representa el peso de todas nuestras cruces. ¡Lo que Jesús debe haber experimentado al sentir ese peso sobre sushombros! Con cada paso penetra más profundamente en nuestra experiencia humana. Va recorriendo el camino de la miseria y el sufrimiento humanos, agobiado por ese peso tremendo.

Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos, ya que por tu santa cruz has redimido al mundo.

Contemplo el madero de la cruz. Me imagino cuán pesado debe ser. Reflexiono sobre lo que significa la carga que lleva Jesús. Veosus ojos. Lo dicen todo.

Todo esto es por mí. Para que pueda acompañarle en su camino. En su angustia. En su libertad y entrega. En el amor que llena su corazón.

Con dolor y gratitud, prosigo el recorrido. Conmovido por el poder de su amor, me acerco más a él y expreso mi amor con mis propias palabras.
El peso es insoportable. Jesús cae agobiado. ¿Cómo hubiera podido entrar tancompletamente en nuestras vidas sin entregarse al opresivo peso de la vida de tantas personas de este mundo? Postrado sobre el camino, conoce la experiencia de la debilidad que se siente bajo el peso de las cargas injustas. Siente la impotencia de preguntarse si podrá continuar. Lo levantan y es obligado a seguir adelante.

Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos, ya que por tu santa cruz has redimido almundo.

Acepto su amor
y expreso mi gratitud

Observo la debilidad que hay en sus ojos. Puedo ver todo su cuerpo y observar el agotamiento. Cuando le observo derribado, rudamente levantado, comprendo de una vez por todas que Jesús conoce mi cansancio y mis derrotas.

Esto es por mí. Con dolor y gratitud quiero dejarle quedarse allí. Cuando le veo levantarse una y otra vez, recuperándoseinteriormente, acepto su amor y expreso mi gratitud.
El sendero de Jesús le lleva a una poderosa fuente de su propio vigor para continuar. Toda su vida, su madre le había enseñado el significado de las palabras: “Yo soy la servidora del Señor.” Ahora ambos se miran a los ojos. ¡Una espada atraviesa el corazón de la Madre! ¡Cuánto dolor debe ver Jesús en las lágrimas de María! Ahora, su sonrisa llenade gracia bendice la misión del Hijo y conmueve las más profundas fibras de su corazón. Les unen el amor y la confianza en Dios.

Te adoramos, Oh Cristo, y te bendecimos, ya que por tu santa cruz has redimido al mundo.

Esto es por mí.
Tan increíble libertad.
La disponibilidad de un siervo.
Busco palabras para expresar lo
que hay en mi corazón.
Cuando les observo en este lugar delcamino, puedo contemplar el misterio del poder del amor como fuente de fuerza. María conoce las penas que hay en el corazón de toda madre que ha perdido un hijo a la tragedia o la violencia. Les observo muy cuidadosamente, y anhelo ese amor, esa paz.
Esto es por mí. Tan increíble libertad. La disponibilidad de un siervo. Busco palabras para expresar lo que hay en mi corazón.

Jesús llega hasta a...
tracking img