Ciencia y feminismo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1996 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 20 de diciembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Ciencia y feminismo
~-ase

hablamos de género, dice Harding, debemos tener

en cuenta tres niveles diferentes en los que éste se
manifiesta: el simbolismo (o totemismo) de género, la estructura de género y el género individual. Con el primer término hace referencia a las metáforas

dualistas de género para dicotomías percibidas (naturaleza-cultura, sujeto-objeto, etcétera); esa
,—Sandra Harding,
Madrid, Ediciones Morata, 1996

«dicotomización constituye una ideología en el sentidofuerte del término: en contraste con las creencias falsas, sesgadas a favor de unos valores, que carecen de poder social, estas creencias estructuran las políticas y prácticas de las instituciones de la ciencia» (~. 1 19). La estructura de género refleja las relaciones sociales entre hombres
ymujeres, en este caso, en el seno de la actividad

científica. Por último, el género individual, socialmente construido, es una forma de identidad cuya

correlación con la realidad es, con frecuencia,
En los últimos años, una de las fuentes de cuestionamiento de la ciencia ha sido el trabajo de numerosas feministas. La cuestión del género dejaba de ser así un campo de interés limitado a lasmujeres, y los efectos de sus conclusiones empezaron a socavar los cimientos de los marcos que las sustentaban, ya fueran las teorías marxistas o las
doctrinas positivistas. Desde este contexto es desde donde podemos valorar el libro de Harding, sus imperfecta. El análisis de estos tres procesos y la consideración de la ciencia como actividad social son las premisas necesarias para superar losdiscursos pluralistas sobre el género, y los dogmas del empirismo, desde el reduccionismo y la oposición entre verdades analíticas y sintéticas (Quine), a la sacralización

propuestas de futuro, su visión de la ciencia, la ubicación de su compromiso. Harding, radical unas veces, un tanto tibia en otras ocasiones, nos anima a seguirla en un «tira y afloja», en un camino jalonado por los limites a losque ella misma somete el hilo argumental que maneja.

Tras la publicación de Kuhn sobre las revoluciones científicas, donde aún se podía encontrar una visión intemalista de la ciencia y de la comunidad

científica, otras personas fueron más allá y. defendiendo que la ciencia era una actividad social y, por tanto, mediada, empezaron a aplicar al estudio de la ciencia las mismas categorías,metodologías y con-

ceptualizaciones que la ciencia proponía para otras
actividades sociales. Este es precisamente uno de

los puntos de partida de Harding: «La ciencia no es sólo un conjunto determinado de enunciados ni un método único, sino un conjunto global de prácticas significativas» (p. 81). En Ciencia y feminismo. Harding analiza, a lo largo de los diez capítulos del libro, lasdiferentes posiciones feministas criticas de la ciencia, los programas epistemológicos postulados y, como consecuencia de todo ello, los cambios en la consideración de la ciencia. Manteniendo parte de su herencia marxista, plantea una tríada para entender

de la ciencia o la posición paradigmática de la física y las matemáticas. Como respuesta a la idea científica, filosófica y popular de la ciencianatural y a su hostilidad a las críticas feministas, Harding arguye que «elfeminismo afirma también que el género es una categoría fundamental en cuyo ámbito se asignan significado y valor a todas las cosas, una forma de organizar las relaciones sociales humanas. Si considerásemos la ciencia como una actividad plenamente social, empezaríamos a comprender las múltiplesformas en las que, también ella,se estructura, de acuerdo con las expresiones de género. Todo lo que media entre nosotros y ese proyecto son las teorías del género inadecuadas, los dogmas del empirismo y una importante proporción de lucha política» (p. 57). Tres han sido las respuestas fundamentales a lo largo de la historia reciente a la relación problemática entre ciencia y género: el empirismofeminista; las epistemologías...
tracking img