Citas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (427 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 7 de septiembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Sólo resta mencionar una predicción que mi Bombero jefe, Beatty, hizo en 1953, en medio de mi libro. Se refería a la posibilidad de quemar libros sin cerillas ni fuego. Porque no hace falta quemarlibros si el mundo empieza a llenarse de gente que no lee, que no aprende, que no sabe. Si el baloncesto y el fútbol inundan el mundo a través de la MTV, no se necesitan Beattys que prendan fuego alkerosene o persigan al lector. Si la enseñanza primaria se disuelve y desaparece a través de las grietas y de la ventilación de la clase, ¿quién, después de un tiempo, lo sabrá, o a quién le importará?Bradbury Ray, Fahrenheit 451, electrónico, Prólogo, página 8

Los libros están para recordarnos lo tontos y estúpidos que somos. Son la guardia pretoriana de César, susurrando mientras tiene lugarel desfile por la avenida: «Recuerda, César, eres mortal.» La mayoría de nosotros no podemos andar corriendo por ahí, hablando con todo el mundo, ni conocer todas las ciudades del mundo, puescarecemos de dinero o de amigos. Lo que usted anda buscando, Montag, está en el mundo, pero el único medio para que una persona corriente vea el noventa y nueve por ciento de ello está en un libro. No pidagarantías. Y no espere ser salvado por alguna cosa, persona, máquina o biblioteca. Realice su propia labor salvadora, y si se ahoga, muera, por lo menos, sabiendo que se dirigía hacia la playa.

Ídempágina 81

Lo último en morir en México será la fe inquebrantable en el valor mágico de las palabras y en la simulación leguleya

AGUILAR V., Rubén y CASTAÑEDA, Jorge G., La diferenciaradiografía de un sexenio, Grijalbo, México, 2007, página 345

Para el latinoamericano del montón (y para su voz, el escritor) el paisaje es siempre una cosa inalcanzable, algo que pertenece a otros. Elcampesino no quiere un paisaje, que siempre fue de los patrones, sino una parcela de tierra en la que pueda apoyar sus pies, hundir sus manos, sembrar su futuro.”

RIVERA, José Eustaquio, La Vorágine ,...
tracking img