Codigo de etica de los miembros de cubasolar

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 14 (3493 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 27 de abril de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Código de ética de los miembros de CUBASOLAR
Los miembros de CUBASOLAR adoptamos como nuestro Código de Ética el documento confeccionado por la Comisión Central de Cuadros del Consejo de Estado, que contiene
en cada precepto pensamientos de José Martí. (Las citas martianas han sido extraídas de la edición de sus Obras Completas, Editorial de Ciencias Sociales, 1975).
I. Ser sincero, noocultar ni tergiversar jamás la verdad. Luchar contra la mentira,
el engaño, la demagogia y el fraude
Ni con la lisonja, ni con la mentira, ni con el alboroto se ayuda verdaderamente a una obra justa. («La Revolución», en Patria. New York, 16 de marzo de 1894. t. 3, p. 75).

Preferible es no ser –a no ser sincero–. («Cuaderno de apuntes». t. 21, p. 143).
Si se ha de deber el triunfo aocultaciones, a compraventas de decoro, a retaceos de la justicia, a compadrazgos y comadrerías –sienta mejor a un hombre grandioso el honor
de la derrota que los regocijos del triunfo. («Gambetta, Jules Simon y Freycinet»,
en La Opinión Nacional. New York, 17 de febrero de 1882. t. 14, p. 387).

II. Cultivar la vergüenza,el honor y la dignidad
...no sé de recompensa mayor para quien trata de obrarbien que ver su trabajo estimado por los hombres de juicio independiente y buena voluntad. («A Elías de Losada». New York, 17 de noviembre de 1890. t. 28, p. 385).

En el mundo ha de haber cierta cantidad de decoro, como ha de haber cierta cantidad de luz. Cuando hay muchos hombres sin decoro, hay siempre otros que tienen en sí el decoro de muchos hombres. («Tres Héroes», en La Edad de Oro.Julio de 1889. t. 18, p. 305).

La gloria no cede a los amantes bruscos que corren tras ella y la fatigan, sino a los amantes dignos, que la respetan e intentan ganarse su afecto por sus altas obras. («Caída de Gambetta», en La Opinión Nacional. New York, 4 de febrero de 1882. t. 14, p. 363).
…es bello que el pueblo tenga absoluto y pleno concepto de su dignidad y de su honra. (En RevistaUniversal. México, 7 de mayo de 1875. t. 6, p. 197).

El exceso de soberbia daña: pero el exceso de humildad lastima y deshonra. (En Revista Universa. México, 15 de julio de 1875. t. 6, p. 273).

Pone la honra vallas que ningún código salva. He aquí la ley suprema, legislador de legisladores, y juez de jueces: –la conciencia humana. («Escenas norteamericanas»,
en La Opinión Nacional. Venezuela,20 de agosto de 1881. t. 9, p. 26).

…jamás saldrá de mi corazón obra sin piedad y sin limpieza. («A la madre». Montecristi, 25 de marzo de 1895. t. 20, p. 475).

III. Fomentar y cumplir la disciplina, el respeto y la lealtad conscientes al Partido,
a la Constitución y demás leyes
...yo quiero que la ley primera de nuestra república sea el culto de los cubanos a la dignidad plena delhombre. («Discurso en el Liceo Cubano, Tampa». Estados Unidos,
26 de noviembre de 1891. t. 4, p. 270).

El honor humano es imperecedero e irreductible, y nada lo desintegra ni amengua,
y cuando de un lado se logra oprimirlo y desvanecerlo, salta inflamado y poderoso de otro. («Juan Carlos Gómez», en La América. New York, julio de 1884. t. 8, p. 190).

La justicia, la igualdad del mérito, eltrato respetuoso del hombre, la igualdad plena del derecho: eso es la revolución. («Los cubanos de Jamaica y los revolucionarios de Haití», en Patria. New York, 31 de marzo de 1894. t. 3, p. 105).

O la república tiene por base el carácter entero de cada uno de sus hijos, el hábito de trabajar con sus manos y pensar por sí propio, el ejercicio íntegro de sí y el respeto, como honor de familia, alejercicio íntegro de los demás; la pasión, en fin, por el decoro del hombre, –o la república no vale una lágrima de nuestras mujeres ni una sola gota de sangre de nuestros bravos. («Discurso en el Liceo Cubano, Tampa». Estados Unidos,
26 de noviembre de 1891. t. 4, p. 270).

…para mi tierra vivo, –vivo. Y para mantener la honradez y la verdad –vivo. («A José Dolores Poyo». Abril de 1892. t....
tracking img