Comparativo entre constitucion de 1886 y 1991

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1222 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 22 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
FIRMA DE LA CONSTITUCIÓN DE 1886
Agosto 4 de 1886
La decisión regeneradora
Durante más de un siglo la Carta Política de 1886 rigió los destinos de Colombia.
Por Juan Camilo Restrepo*
La Constitución de 1886 tiene una historia corta y otra larga. La corta va desde el 9 de agosto de 1885, cuando el presidente Rafael Núñez en el balcón de la casa de gobierno anuncia lacónicamente al terminar laterrible guerra civil de ese año que "la Constitución de 1863 ha dejado de existir", hasta su expedición formal el 4 de agosto de 1886.
La historia larga ocupa aquel tormentoso cuarto de siglo federalista que la precedió, y que va desde la revolución de 1860, encabezada por el general Tomás Cipriano de Mosquera, hasta la convocatoria en noviembre de 1885 del Consejo de Delegatarios, que habríade redactar la nueva Carta Política.
En su célebre discurso del 11 de noviembre de 1885 ante el Consejo de Delegatarios, el presidente Núñez consignó lo que es quizá la mejor explicación de la Constitución de 1886 como una reacción contra los "nefastos" proyectos federales de la segunda mitad del siglo XIX: "La Constitución de 1858 -netamente federal- preparó y facilitó evidentemente la desastrosarebelión de 1860, la cual nos condujo al desgraciado régimen establecido en 1863, sobre la base deleznable de la soberanía seccional. En el funesto anhelo de desorganización que se apoderó de nuestros espíritus, avanzamos hasta dividir lo que es necesariamente indivisible; y además de la frontera exterior, creamos nueve fronteras internas, con nueve códigos especiales, nueve costosas jerarquíasburocráticas, nueve ejércitos, nueve agitaciones de todo género casi remitentes".
La historia corta de la Constitución del 86 -es decir, la inmediata- está asociada a la guerra del 85. Este fue el momento en que Núñez rompe definitivamente con el radicalismo liberal y se asocia a plenitud con el partido Conservador, que no solo le aportó su valioso concurso político para llevar adelante la obra dela Regeneración, sino que le brindó un insustituible apoyo militar para vencer en la sangrienta guerra que concluyó con la batalla de la Humareda.
Hasta aquel momento Núñez había sido un federalista tibio. No se le había pasado por la cabeza promover un cambio tan radical como el que dio la Carta del 86 hacia una organización férreamente centralista, en la que "la Nación colombiana sereconstituye en forma de República unitaria". Núñez había participado en la convención de Rionegro, que redactó "el desgraciado régimen", como denominó a la Constitución del 63 en su discurso ante el Consejo de Delegatarios en noviembre de 1885. Pero la guerra de este año lo cambió todo. Las heridas se hicieron insanables, su alejamiento del partido Liberal se tornó irreversible, y cayó en los brazosideológicos del partido Conservador comandado por Miguel Antonio Caro, que finalmente fue quien redactó la parte sustancial del proyecto de articulado constitucional adoptado por los delegatarios del 86.
El malestar de Núñez
Muchos biógrafos del señor Núñez coinciden en afirmar que él mismo terminó arrepentido del grado de dependencia que llegó a adquirir de la rama del partido Conservador que loacompañó, no solo en la redacción de la Constitución del 86 sino luego, durante los años de gestión administrativa de la Regeneración, cuando mientras el señor Núñez meditaba en su casa de El Cabrero en Cartagena, en Bogotá mandaban "Presidentes de mano dura y divisa azul".
Quienes sostienen esta tesis se apoyan en un texto del propio Núñez, que en alguna ocasión dijo lo siguiente: "Desde que fueronentregadas las armas al ejército de reserva del general Canal (conservador, triunfador de la guerra del 85), yo quedé convertido en el leño inerte que arrastra la corriente y que no sabe en qué playa irá a reposar".
Quizá la manera como se redactó la Constitución de 1886 explica este malestar. El señor Caro, con su avasallante inteligencia, se apoderó del escenario del Consejo de Delegatarios e...
tracking img