Concepción del cambio

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 14 (3292 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 2 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
==== La concepción del cambio ====

La teoría de la modernización concibe el cambio social en términos desarrollistas utilizando el //análisis comparativo //(dicotómico) desde un crecimiento y recorrido de actividades que supone la transición de un tipo de funciones adscriptivas, difusas, particularistas y afectivas, correspondientes a la sociedad tradicional, a uno universalista(vendedor-cliente), de desempeño (elección) específico, afectivamente neutral, correspondiente a la sociedad industrial moderna y urbana.

Los términos //sociedad tradicional// y //sociedad industrial// operan como polos opuestos, como dos sociedades que se contraponen y se excluyen mutuamente, y donde ésta tiende a asimilar a aquélla. La debilidad de dicha concepción radica en que no fundamenta teórica nimetodológicamente el proceso causal y circunstancial en virtud del cual se genera la diferenciación entre países capitalistas desarrollados (industriales) y países dependientes y subdesarrollados (tradicionales).

Para obtener el perfil teórico final de la concepción funcionalista que aquí se critica es necesario analizar cómo se explica la dinámica interna del cambio social. Y para ello Germanise desplaza desde “…la comunidad local a la noción de transferencia de lealtades y al proceso de participación creciente”. ¿Qué significa esto?

Que mientras en la sociedad tradicional iletrada (o no histórica) la comunidad local es la base territorial de la nación, en la sociedad industrial esta base está constituida por la nación:

Uno de los rasgos del desarrollo es su carácter expansivo queimplica el cambio permanente, el progreso tecnológico, el continuo avanzar de la frontera [...] A medida que el proceso continúa, todas las regiones y grupos marginales van quedando incluidos en la nueva forma de civilización [...], los lazos que ataban a la comunidad local se destruyen: ya sea por obra directa de la industria, o como repercusión de otros cambios en la estructura social.

Estaapreciación germaniana es en extremo importante para comprobar el proceso de formación de la modernidad capitalista y del Estado nacional en América Latina, no sólo “por obra directa de la industria”, como asevera Germani (cuya expansión se acusa en las metrópolis a partir de la segunda mitad del siglo XIX), sino por la peculiar inserción de aquélla en la economía capitalista mundial y por lascondiciones internas, culturales y sociopolíticas que aceleran su integración.

En otras palabras, la formación económico-social latinoamericana, tradicional, patriarcal, atrasada, es un elemento de la constitución de las modernas sociedades capitalistas de Occidente (“el subdesarrollo es producto del desarrollo del capitalismo mundial”).

Una vez puesto en marcha el proceso de modernización notodas las regiones y grupos marginales van quedando incluidos en la “nueva forma de civilización”, como afirma Germani, sino que se van desarticulando y subsumiendo en las nuevas estructuras dominantes del poder económico y político-ideológico que corresponden a la nueva civilización humana (capitalista) que es preservada y reproducida por el Estado.

Consumado este proceso, particularmentedurante la primera mitad del siglo XX, se introduce un nuevo elemento relativo a la //estratificación social //para explicar la dinámica interna del cambio social: la participación creciente —mediante la movilidad social ascendente— permite la transferencia de pautas de consumo, de la clase media a sectores cada vez más vastos de la sociedad, a través del consumo de masas (el fordismo periférico en laterminología de Lipietz), el cual es estimulado por las grandes concentraciones demográficas y urbanas.

La desintegración de la pequeña comunidad local que originó, según Germani, una nueva unidad psicológicamente significativa, se dio en los estratos que eran portadores de las nuevas formas de vida, principalmente en la burguesía en ascenso.

Dice Germani: “En Occidente la transición fue...
tracking img