Crisis, mercado y coleccionismo en andalucía

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 21 (5188 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de marzo de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
CRISIS, MERCADO Y COLECCIONISMO EN ANDALUCÍA
THE ECONOMIC CRISIS, ART COLLECTIONS AND ART SALES IN ANDALUSIA

FERNANDO MARTÍN MARTÍN
Universidad de Sevilla
In Memóriam a Juan Antonio Ramírez “El aficionado no ve hoy el cuadro más que como un valor en bolsa” Carta de Pisarro a su hijo Lucien, 1887 “El Arte trata de la vida, el mercado del Arte al dinero” Damien Hirst

El presente artículotrata de analizar el impacto de la crisis económica en el mercado artístico andaluz, partiendo de la realidad de su mercado y el coleccionismo privado existente, efectuando a modo de conclusión una “radiografía” de su entidad. Palabras clave: mercado, coleccionista, galería, subastas, andalucía The present article attempts to analyze the impact of the economic crisis in artistic Andalusian circles,starting from the reality of its market and from the current private collecting, carrying out by way of conclusion an “x-ray” about its entity.

Dejando aparte el referente por excelencia de la “crisis del 29” de tan graves consecuencias, traspasado el ecuador del siglo pasado, es decir, desde 1950 hasta la actualidad, se han ido sucediendo distintas crisis económicas, como fueron las producidasen los años setenta, como consecuencia de la subida del petróleo, la no menos convulsa de los ochenta después de una fuerte especulación, la recesión de primeros de los noventa hasta la última que alcanzó su cenit en 2008, crisis cuyos efectos todavía prevalecen. Crisis económica que ha repercutido en todos los ámbitos de producción, entre ellos, como no podía ser de otro modo al del mercado delarte. Sin embargo, el mercado del arte es singular, pues parte de una premisa a tener en cuenta y que lo diferencia de otros campos, como es su carácter restringido adscrito a un colectivo minoritario representado por lo se conoce como coleccionistas, de ahí que referirse a mercado es hacerlo
LABORATORIO DE ARTE 22 (2010) 479-489

480

Fernando Martín Martín

indefectiblemente sobrecoleccionistas, pues son ellos los que lo sustentan y de una forma indirecta lo regulan junto con otros factores influyentes como las condiciones económicas del país, las fluctuaciones del cambio del dólar a otras divisas, los incentivos fiscales o ciertas corrientes de moda en lo que atañe a expresiones artísticas. La vanguardia es el mercado, frase cínica que durarte la eufórica década de los ochenta sehizo famosa, aserto, que por cierto puede ser reversible, transformándose en el mercado es la vanguardia, o lo que es lo mismo la demanda constituye el índice económico más fiel del mercado, no necesariamente vinculado a una valoración o aprecio estético, así como el término vanguardia hoy en día es sólo un concepto asociado a lo último, lo que tampoco es sinónimo de ruptura respecto a lo anterior.Si tomamos como modelo el mercado artístico de los denominados países del “primer mundo” que precisamente son los tradicionales protagonistas y dinamizadores del mundo del arte, a los que últimamente se le ha sumado Rusia, India, China –país este que ha neutralizado un mercado tan potente como el japonés– o los Emiratos Árabes, puede admitirse la incidencia negativa de la crisis en ellos, noobstante, ésta les ha afectado según el mercado. Así pues en el llamado “segundo mercado”, integrado por coleccionistas de economías saneadas, la incidencia en términos generales ha sido poca, teniendo presente los precios alcanzados recientemente por una serie de artistas, algunos vivos, como es el escandaloso caso de Damien Hirst y su famosa calavera de diamantes, Por el amor de Dios, inspirada enla cabeza de cristal azteca del Museo Británico, valorada en 72 millones de euros. Así como buena parte de sus compañeros, pertenecientes a la “Nueva Generación de Artistas Británicos”, sin olvidar autores tanto de la modernidad como posteriores consagrados: G. Klimt, Retrato de Adele BlochBauer, 1907, 84,7 millones de euros; Picasso, Niño con pipa, 1905, 65,89 millones de euros; W. de Kooning,...
tracking img