Cronica de un viaje anunciado

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1352 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 31 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Guadalajara, Jalisco a 3 de Junio de 2010

Crónica de un viaje anunciado.

Alvaro Rosales Machado

Tal vez se deba de empezar así. Cuando los labios de una dicha hermosura te marcan la pauta para empezar el recorrido mental, y dejar que lo demás, que viene delante, no se de por cohecho sino por mera fortuna en una ola de hermosas coincidencias congeniadas las unas con las otras parasatisfacer en fila la necesidad, nunca disuelta, de amor, alegría y fascinación en un grupo humano de lo mas singular y único en toda la extensión de la unánime relación.

Marcaban me, pues, los labios con esas palabras de animo y despreocupación dejándome sentir la enorme alegría que a ella daba el recibir conmigo, una vez mas, un ambiente único en el destino de mi vivir.

-“Situación inesperada”– corría en el eco del oído mío. Separación eventual de la paz que ahora me acompañaba en el lecho familiar. Simples letras que al no decir nada, lo dicen todo con la suavidad de la flama.

Aquel que escribe novelas debe estar regular o parcialmente solo. Solo con letras, como pasajeras en su cabeza sonámbula, para recrear esferas sociales con el filoso arte del dialogo como pretexto. Esto lehace sentir viva el alma. Crear por crear, y morir en el intento por mejorar algo no haciéndolo.

Escasos días, eternas horas, flagelantes minutos, hermosos segundos, inicios continuos de momentos fatales y banales. Decisiones que tomar tan pronto aparecen las malditas opciones.

Equipaje vitalicio de amores, sombras y facetas. Figuras carnales que espantan el temple y evocan al homínidointerno. Felicidad y añoranza dejadas abandonadas, arrinconadas en búsqueda de sus mutaciones desarrolladas por el hastío de ellas mismas. Problemas reales que nos mantienen unidos, simplemente por encarecer el carácter fraternal de la raza.

Desatinos, ocurrencias, nada a detalle. Solo pensares vagos y distantes. Falta de enfoque en el futuro presente. Anhelos ávidos de vivencia, apaciguados por elviejo vicio. Determinar el cauce suele ser el problema primordial. Enfrentamiento de decisiones y arreglos inconclusos. Pero el final del errático año se acercaba con nuevos brios.

No hay que palidecer con lo que viene, sino temer el fin. Deliciosas palabras venideras de uno mismo para tener un simple soplo de alegría y complicidad a tono con los problemas reales e irreales de una visita lejanapor hacer.

Hoy no pensé, solo divagué y mucho. Divagar es el , di vagar y yo lo hare.

Editado, o no, el destino ya esta escrito y lo que viene es la imprenta. El tiempo se agota sin benevolencia y, aun así, lo que mas nos preocupa es la labor, el trabajo, la distracción para no razonar el pensar.

Disfruto sabores, besos, olores, caricias, días y noches, frescura, sofocamientos, lo buenoy lo malo. La ansiedad de aspirar me contagia y mi fuerza para contrarrestarlo se diluye en conjunto con el libre albedrío de la bocanada tibia y ronca en la expulsión frenética.

Todo esto y solo siete días me separaban del mar y su paz.

Tardes perdidas en la esperanza nocturna dilucidando experiencias venideras y circunscritas. Se dice “hasta luego” a costumbres, se da la bienvenida anuevos ritmos corporales de algarabía. Mas los recuerdos y las fechas banales afectan la propuesta aun con sus metas bien sabidas y fijadas. Traslados, nada, solo traslados, justos y no justos.

A unas pocas horas de partir, la música sonó y retumbo dentro de mis tímpanos y pupilas para llenar plenamente el ulterior vacío. No fue mas que un gran pretexto para limpiar de mi razón la soledad, sinesta.

Caracoleo dentro de mi, pareciendo malestar. Lo ahogué, y sin darme cuenta di paso a la alucinación terrestre. Un terreno de polvo. Una nube que no se contempla, sino se respira hondamente para llenar las entrañas de ritmo y continuar con el alarido de euforia, dando pasos a diestra y siniestra, ahuyentando al arrítmico consumismo, para cantar así lo nunca escuchado por el afán de una...
tracking img