Cronicas de india

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1912 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 17 de marzo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
CRONICAS DE INDIA
es una colección de cartas enviadas desde América por los protagonistas –célebres algunos, anónimos otros- de la Conquista, recopiladas en el siglo XIX por el Conde de Toreno, Francisco Queipo de Llanos. Casi imposible de encontrar durante mucho tiempo, la obra -inicialmente publicada en 1877 en Madrid por el Ministerio de Fomento- incluye reproducciones facsimilares de losdocumentos que transcribe, mapas, un índice geográfico y un Diccionario Biográfico de conquistadores, utilísimo auxiliar para el genealogista e investigador. La digitalización realizada por Tiempo de Historia corresponde al ejemplar original conservado en la Biblioteca Nacional del Paraguay, procedente de la colección personal de Enrique Solano López, hijo del Mariscal Francisco Solano López.Especialmente útil para los investigadores y genealogistas es su Diccionario Biográfico.

Folio 1 recto de la Carta de Colón (¿Barcelona, 1493?)

Señor: porque sé que avréis placer de la Grand vitoria que Nuestro Señor me/ ha dado en mi viaje, vos escribo ésta, por la cual sabréys cómo en veinte días pasé a/ las Indias con la armada que los Ilustrísimos Rey e Reina, nuestros señores, me dieron,/donde yo fallé muy muchas islas pobladas con gente sin número. Y dellas todas/ he tomado posesión por sus altezas, con pregón y bandera real extendida y non me fu-/ e contradicho. A la primera que yo fallé, puse nombre Sant Salvador, a conmemoración de su alta mages-/ tat, el cual, maravillosamente todo esto a(n) dado. Los indios la llaman Guanahan. A la segunda/ puse nombre la isla de Santa María deConcepción. A la tercera, Ferrandina. A la cuarta, la isla bella./ A la quinta, la isla Juana, e así a cada una, nombre nuevo. Cuando yo llegué a la Juana, seguí yo la costa de ella al poniente, y la fallé tan grande, que pensé que sería tierra firme: la provincia de Catayo. Y, como no fallé así villas y lugares en la costa de la mar, salvo pequeñas poblaciones,/ con la gente de las cuales nopodía haber fabla, porque luego fluyan todos, andaba yo adelante por el dicho camino, pensando de no errar grandes ciudades o villas. Y, al cabo de muchas/ leguas, visto que no había innovación i que la costa me elevaba al setentrión, de adonde mi voluntad/ era contraria, porque el viento era ya encarnado, yo tenía propósito de hacer del al austro y también el viento me dio adelante, determiné de noaguardar otro tiempo y volví atrás fasta un señalado puerto, de adonde envié dos hombres por la tierra para saber si había Rey o grandes ciudades. Anduvieron tres jornadas y hallaron infinitas poblaciones pequeñas i gente sin número, mas no cosa de regimiento, por lo cual se volvieron. Yo entendía harto de otros indios que ya tenía tomados, cómo continuamente esta tierra era isla, e así seguí lacosta de ella al oriente ciento i siete leguas, fasta donde fa-/ decía fin, del cual cabo vi otra isla al oriente, distinta de esta, diez o ocho leguas, a la cual luego/ puse nombre la Española, y fui allí y seguí la parte del setentrión, así como de la Juana al oriente,/ clxxviii grandes leguas por línea recta (del oriente, así como de la Juana,) la cual y todas las otras/ son fortísimas endemasiado grado, y ésta, en extremo. En ella ay muchos puertos en la costa de la/ mar, sin comparación de otros que yo sepa en cristianos, y artos ríos y buenos y grandes, que es mara-/ villa. Las tierras de ella son altas, y en ella muy muchas sierras y montañas altísimas, sin comparación/ de la isla de Ten trerif(r)e(i) [¿Tenerife?], todas fermosíssimas de mil fechuras y todas andábiles y llenas deárboles/ de mil maneras i altas i parecen que llegan al cielo. I tengo por dicho que jamás pierden la foja, según lo/ puede comprehender, que los vi tan verdes i tan hermosos como son por mayo en España. I de ellos estaban floridos, de ellos con fruto i de ellos en otro término, según es su calidad. I cantaba el ruiseñor i otros pajaricos de mil maneras en el mes de noviembre. Por allí donde yo...
tracking img