Cuatro veces heroico el puerto de veracruz

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 22 (5479 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 17 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
A Dávila vino a sustituirlo en el mando de la Guarnición del islote el mariscal Francisco Lemaur, hombre de arrogante empaque, genio enfurecido y seño adusto, que creyó ingenuamente no solo poder amenazar con su presencia al Gobierno del República sino apoderarse con relativa facilidad de la ciudad.
Cuando llegó a tomar posesión de su cargo, vio que la realidad era muy distinta porque Veracruzse había aprestado para una heroica defensa Entonces sin dejar su actitud fanfarrona, se dedicó al lucrativo negocio del contrabando, en perjuicio de nuestro erario valiéndose de su privilegiada situación en Ulúa, en donde era amo y señor. Pretendió después adueñarse de la isla de Sacrificios sin conseguirlo y al darse cuenta de que el gobernador de Veracruz, Villaurrutia, proseguía activamentelas obras de fortificación de la plaza, desató sobre ésta un terrible bombardeo sin la menor compasión para el vecindario pacífico, reduciendo los principales edificios a humeantes escombros El violento cañoneo se inicio a las doce y media del día 25 de septiembre de 1823. Desde la fecha trágica hasta el 13 de octubre, se dispararon contra la injustamente castigada Veracruz unos seis mil tiros debala rasa, de calibres 36 y 24, y cuatrocientas balas de 4 pulgadas.
Por eso nos dice Tornel:
Lemaur, cuando menos se recelaba, arrojó sobre la ciudad una lluvia de balas y bombas, con la’ fría crueldad con que el más inmundo de los césares se divertía desde lo alto de una colina con el incendio y destrucción de Roma. Parecíole sin duda que habiéndose inaugurado el dominio español en elterritorio de México, con escenas de sangre y de devastación, era consiguiente que al desenlazarse el drama al cabo de tres centurias, el bronce y el alzarse otra vez, se abatió el pendón de Castilla. Tal resolución no pudo venir de otro estímulo que del innoble de la venganza: porque disponiendo el general español de escasas fuerzas, ni aún podía lisonjearle la esperanza de enseñorearse de las ruinas yescombros de la heroica Veracruz. Esa ciudad, por tantos títulos ilustres, vio iniciar entonces la larga serie de infortunios que le alcanzan, antes y más que a ninguna población de la República, en todas nuestras guerras extranjeras. Ancianos y niños, las señoras más respetables, la parte más válida del pueblo, vagaban todos por el campo sin auxilio, sin amparo, sufriendo privaciones. Rotas asílas hostilidades, las más duras, las más dolorosas el gobierno mexicano mandó cerrar el puerto de Veracruz y abrir el de Alvarado, a donde pasó el comercio sin que la guarnición de Ulúa pudiera ya cubrir su presupuesto con las rentas de su aduana, porque ésta quedó enteramente anulada, siendo para los españoles no pequeño castigo tener que cubrir cuantiosos gastos de la fortaleza, con el erariode la Isla de Cuba.
El tremendo ataque a que fue sometido Veracruz, así como la heroicidad de sus hijos jamás desmentida, tuvieron la recompensa merecida Y reconocimiento amplio de todos los mexicanos. Así el 18 de noviembre de 1825 en el Castillo de San Juan de Ulúa se anuncia la capitulación española y el anuncio oficial se da el 23 de diciembre de 1825, posteriormente se concede a la ciudadde Veracruz el título de HEROICA, primero de los cuatro legítimo, que ostenta de] decreto de fecha 29 de junio de 1826.

Segunda epopeya
Fué la llamada Guerra de los Pasteles, en 1838. Este dramático episodio de nuestra historia se inició con la misteriosa aparición de un bergantín de banderas francesas, que traía a bordo al Barón Deffaudis, portador de un ultimátum de gobierno de su país parael nuestro ,la nave fondeó en Antón Lizardo y pasé después a situarse frente a la isla de Sacrificios. Por medio de un intérprete, Deffaudis se puso al habla con el comandante militar de Veracruz, general Ciriaco Vázquez quien, ante las exigencias de aquel enviado extraordinario, se limitó a prometer que enviaría el documento para que fuese el supremo gobierno el que diera la contestación...
tracking img