Daño al proyecto de vida

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1264 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 13 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL DAÑO AL PROYECTO DE VIDA
La primera formulación de este concepto data del año 1985 y es responsabilidad, justamente, del autor peruano Carlos Fernández Sessarego, quien supo encuadrarlo “como (una) expresión objetiva de la libertad en que ontológicamente consiste el ser humano…”
De esta afirmación primaria surgen, ineludiblemente, algunas preguntas:
1. ¿Qué es y cómo se manifiesta laaludida libertad –ontológica, constitutiva- del ser humano? y, en todo caso
2. ¿Cuál, de todas las “libertades” posibles, es, concretamente, aquella libertad resarcible ante la eventualidad de resultar dañada?
Continúa Fernández Sessarego:
“…La libertad, en su vertiente subjetiva, es la capacidad de decisión del ser humano. Esta íntima decisión generada en el mundo de la subjetividadsupone preferir una determinada opción entre un abanico de posibilidades existenciales que le ofrece el mundo. El ser humano en cuanto libre es, por ello, un ser proyectivo. El ser humano vive proyectándose en el tiempo…”.
Según se deduciría de estas expresiones:
a) la libertad del hombre se manifiesta en su poder de “proyectarse” un futuro personal y elegirlo entre varias opciones probables,b) la libertad resarcible ante la eventualidad de resultar dañada sería, entonces, la libertad que el hombre tiene de decidir, por sí, su vida.
Empero, el autor amplía la idea en el sentido que, seguidamente, se transcribe:
“… El proyecto de vida no solo es posible en cuanto el ser humano es ontológicamente libre, sino también porque, simultáneamente, es un ser temporal. A partir delpresente, apoyado en su pasado, el ser humano se proyecta permanentemente hacia el futuro. El ser humano, como lo refiere Heidegger, es tiempo…”
He aquí una cuestión que nos pareció fundamental, al momento de aquel análisis, y que aún hoy nos sigue pareciendo de mención ineludible:
Fernández Sessarego dice, citando a Heidegger, que “el ser humano es tiempo”. Temporalmente fugaz, el hombre–ontológicamente libre, según se ha dicho- dispone de toda su libertad para usarla durante un tiempo limitado. Ergo, la pérdida subrepticia del tiempo propio, importaría una lesión gravísima, una afección irreparable, un daño de extraordinaria magnitud.
El tiempo futuro del hombre dañado ya no es libre, nace condicionado por un acontecimiento fáctico preexistente.
El daño al proyecto de vida se revela,entonces, como una tensión presente entre el pasado y la resignación de un futuro esperable y legítimo. La distancia disvaliosa que, por razón del daño que se le ha infringido, separa al hombre de este futuro –razonable y no meramente hipotético- habrá de cuantificarse desde la óptica de un pasado demostrable. No es una chance, no es una mera probabilidad.
Su justipreciación se sustenta en laproyección de la historia personal del dañado, se basa en la apreciación de datos ciertos, al menos en su probabilidad.
Parámetros de cuantificación.
Una vez aceptada la pertinencia de resarcimiento de este particular daño no patrimonial, quedan algunas cuestiones por discernir:
1. ¿Qué es, concretamente, un proyecto de vida?
2. ¿Cuál es el parámetro adecuado para su cuantificación?Reiteramos, respecto de este punto, la oportuna cita de una publicación de la doctora Matilde Zavala de González, quien sostuvo que:
“… Acorde con la naturaleza, las personas tienen un proyecto de vida (están constreñidas a hacerlo) pero no es igual su riqueza espiritual; la profusión de opciones y emprendimientos espirituales valiosos apareja un mayor desmedro cuando se priva a la víctima laposibilidad de concretarlos o perseguirlos...”
De lo que cabría deducir lo siguiente:
a) Que todas las personas tienen un proyecto, pero no todos los proyectos tienen el mismo valor, en su apreciación jurídica –aun cuando para cada persona, el suyo propio debería ser el más valioso-,
b) Que existen proyectos de vida generales –al alcance de la mayoría de las personas, en una sociedad...
tracking img