De tortugas y recetas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (433 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 5 de diciembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
¡Qué pena es tener que referirnos a las grandes tortugas galápagos y al menú de los viajeros al mismo tiempo! Sin embargo, debemos hacerlo porque están íntimamente relacionados. En los relatos deviaje, con frecuencia, encontramos consejos culinarios para volver aún más deliciosa la carne de las pacíficas tortugas. Charles Darwin, a quien no le gustaba el sabor de la tortuga, decía que el pechode las tortugas asado al estilo de los gauchos, es decir, sin quitarle la piel era excelente; y que con las tortugas jóvenes se hacía muy buena sopa. (Darwin 245)
Un explorador relata que:
Losbarcos balleneros en viajes de pesca alrededor de estas islas, generalmente se llevan entre doscientos y trescientas tortugas y las guardan vivas en el barco. Por extraño que parezca, se ha sabido quepueden vivir hasta por un año sin comida ni agua y que cuando se las mata después de ese tiempo, su sabor y gordura han mejorado consistentemente. (Porter 342)
Hay que decir que las tortugas marinastambién eran del agrado culinario de los viajeros. El Vizconde inglés Rene de Kerret, a bordo de la fragata Forte, que pisó el archipiélago a mediados del siglo XIX, dijo en su Diario de Viajes lo muchoque le gustaban las tortugas marinas, especialmente cuando preparaba sopas. Sin embargo, también relató lo difícil que era cogerlas: “Algunas se defienden con sus trompas y cortarían los dedos si setuviera la mala suerte de ser cogidos por ellas”. (Kerret)
Concluyamos esta sección dedicada a los más representativos habitantes de las islas con la descripción del famoso autor de Moby Dick:
Lamayoría de los marinos abriga una vieja superstición tan grotesca como espantosa. Creen seriamente que todos los oficiales malvados, y en especial los comodoros y capitanes, se transforman al morir (y,en algunos casos, antes de ello) en tortugas; y moran en adelante sobre estas ardientes arideces como únicos señores solitarios de las escorias. Sin duda, una concepción tan extraña y tétrica fue...
tracking img