Delitos juzgados

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 32 (7757 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Delitos juzgados por el Tribunal de la Inquisición El Tribunal del Santo Oficio de la Inquisición tenía como atribución esencial la defensa de la fe católica, seriamente amenazada por los ataques de los herejes. La palabra herejía es una derivación de un término griego que significa "elijo", "quiero", "escojo". Su derivado "hereje" era empleado para calificar a aquellas personas que sosteníanopiniones o creencias contrarias a la fe de Cristo y de su Iglesia. "Uno de los mayores males y pecados que hay en la Iglesia de Dios es la herejía. No disputo ahora si puede haber otro pecado mayor, porque, claro está, que el odio formal de Dios mayor pecado sería. Pero esos pecados acá comúnmente no se hacen; allá en el infierno hay eso. Pues digo que de los pecados que comúnmente suele haber enlos hombres, la herejía, con la cual se apartan de la Iglesia, dicen que es el mayor. Y con razón, porque fuera que destruye el fundamento de toda la Religión cristiana, que es la fe, y otras razones que hay, ¿no os parece que es grandísima y extremada soberbia fiarse uno tanto de sí mismo y aferrarse tanto en su propio juicio, que venga a creer y tener por más verdadero lo que a él le parece y sele antoja, que lo que a la Iglesia católica romana ha determinado que se crea, y que se ha aprobado en tantos Concilios, donde se ha juntado la nata de todo cuanto bueno ha habido en el mundo, así en letras como en santidad, y se ha confirmado con la sangre de tantos millares de mártires que han muerto por ello, y con innumerables milagros que se han hecho en su confirmación? ¿Y que venga el otro adecir: pues más creo yo en lo que he soñado esta noche, o lo que me dice un Martín Lutero, hombre malo y perverso, apóstata, deshonesto y amancebado sacrílegamente? ¿Qué mayor soberbia y locura, qué mayor ceguedad y disparate puede haber?1". Tanto entonces como ahora, la Religión Católica no es concebida ni vivida como el producto de la elección de unos creyentes ni de la acción de un líder, ungran personaje histórico o un caudillo; ni siquiera es fruto de la elaboración teórica de la humanidad. Más bien, es entendida y comprendida como producto de la Revelación Divina, a través del Verbo Encarnado, Cristo. Los dogmas católicos son expresiones de dicha Voluntad Divina, no de la libre elección de unos hombres, por más sabios que sean. Fue Cristo mismo quien encomendó a su Iglesia latrasmisión de tal Revelación a la humanidad: el anuncio de la Buena Nueva. "Jamás podrá la Iglesia traicionar la enseñanza de la Revelación. Las verdades que forman su depósito no son cuestiones meramente científicas sometidas a su investigación. Son un depósito sagrado encomendado por Dios a su custodia. Los misterios divinos que Ella tiene la misión y la obligación de proponer a todos los hombres noson conclusiones variables y oscilantes de la razón humana, son afirmaciones absolutas que se apoyan en la veracidad de Dios que las ha revelado. Por eso jamás podrá tolerar ni la herejía que niega las verdades reveladas o las tergiversa, ni que se las

1 Rodríguez, Alonso, Ejercicios de perfección y virtudes cristianas, pág. 261.

someta a las fluctuaciones y al progreso indefinido de losrazonamientos humanos y de las experiencias religiosas"2. En otras palabras, en la concepción católica, la Iglesia no crea la Verdad, la administra. Adicionalmente, antes de precisar los delitos que eran materia de la jurisdicción del Santo Oficio y clasificarlos, es necesario recordar que las herejías en general eran vistas como crímenes de lesa majestad, contra Dios, la Iglesia, los dogmascatólicos; y, al mismo tiempo, contra la monarquía hispana, el estado, el orden social, la paz pública y la tranquilidad de los pueblos. Estos hechos, fácilmente evidenciables, explican la impopularidad que envolvió a los herejes. Bajo el concepto de herejías las materias que trató el Tribunal fueron vastas: "Grande era la jurisdicción de los inquisidores y mayor aún, si cabe, el número de delitos a...
tracking img