Dialogo de tucidides

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 14 (3485 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 22 de junio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
(Sólo para fines académicos)

AÑO DECIMOSEXTO: 416-415 a C.

EXPEDICION ATENIENSE CONTRA MELOS

Alcibíades efectúa una depuración en Argos.

Los atenienses marchan contra Me/os

En el verano siguiente, Alcibíades se hizo a la vela hacia Argos con veinte naves y capturó a los argivos que todavía parecíansospechosos y partidarios de los lacedemonios; fueron trescientos hombres, y los atenienses los deportaron a las islas vecinas sobre las que ejercían su dominio. Por otra parte, los atenienses hicieron una expedición contra la isla de Melos con treinta naves suyas, seis de Quíos y dos de Lesbos, y con unas fuerzas propias de mil doscientos hoplitas, trescientos arqueros y veinte arqueros a caballo, aménde unos mil quinientos hoplitas de los aliados e isleños. Los melios son colonos de los lacedemonios y no querían someterse a los atenienses como los otros isleños, sino que primero permaneclan tranquilos en una posición de neutralidad, pero después, al forzarles los atenienses devastando sus tierras, entraron abiertamente en guerra. Acamparon, pues, en su territorio con las fuerzas mencionadas losestrategos Cleomedes, hijo de Licomedes, y Tisias, hijo de Tisímaco, y, antes de causar algún daño a sus tierras, les enviaron primero embajadores para entablar negociaciones. Pero a estos enviados los melios no los condujeron a presencia del pueblo, sino que les invitaron a exponer el motivo de su venida ante las autoridades y los notables. Y entonces los embajadores atenienses dijeron enesencia lo siguiente:

EL DIÁLOGO DE MELOS

«En vista de que nuestros discursos no tienen lugar ante el pueblo, sin duda para que la masa no sea engañada al oír de nuestros labios palabras seductoras e incontestables dichas de una vez en una argumentación seguida (nos damos cuenta, en efecto, de que éste es el objetivo de nuestra introducción ante este auditorio de notables), vosotros, los queaquí tenéis asiento, procuraos una mayor seguridad todavía: exponed vuestras razones punto por punto y no recurráis tampoco vosotros al discurso único, sino replicad de inmediato a los argumentos que no os parezcan adecuados. Y en primer lugar decidnos si estáis de acuerdo con el procedimiento que os proponemos.»
La comisión de los melios respondió:
«La oportunidad de explicarnosmutuamente nuestros puntos de vista no merece reproche; pero la realidad de la guerra -algo que ya está aquí y que no pertenece al futuro- parece estar en desacuerdo con esta propuesta. Vemos, en efecto, que vosotros habéis venido como jueces de lo que aquí se diga y que a nosotros el fin del debate nos traerá con toda probabilidad el siguiente resultado: si logramos imponernos en el campo del derecho ypor ello no cedemos, la guerra, y si nos dejamos convencer, la esclavitud».
Atenienses: «Bueno, si habéis venido a este coloquio para formular suposiciones sobre el futuro o para cualquier otra cosa que no sea deliberar acerca de la salvación de vuestra ciudad, partiendo de la situación presente y de la realidad que está ante vuestros ojos, ya podemos levantar la sesión; pero si vuestroobjetivo es éste último, podemos seguir hablando».
Melios: «Es natural y merece disculpa el hecho de que personas en una situación como la nuestra encaminen sus palabras y conjeturas en más de una dirección. Sin embargo, es indudable que está aquí este encuentro y que ha de versar sobre nuestra salvación; que el debate vaya, pues, si os parece, por el camino que proponéis».
Atenienses: «En esecaso, pues, no recurriremos, por lo que a nosotros atañe, a una extensa y poco convincente retahíla de argumentos, afirmando, con hermosas palabras, que ejercemos el imperio justamente porque derrotamos al Medo o que ahora hemos emprendido esta expedición contra vosotros como víctimas de vuestros agravios; pero tampoco esperamos de vosotros que creáis que vais a convencernos diciendo que, a...
tracking img