Dictadura uruguaya

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2763 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 15 de octubre de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
Golpe de Estado del 27 de junio de 1973

El golpe de estado del 27 de junio de 1973 fue llevado a cabo en Uruguay, y marcó el comienzo de la dictadura cívico – militar que se extendió desde ese año hasta 1985.

Antecedentes

Hacia 1955 se inició en Uruguay una crisis económica que afectó también a las instituciones políticas. Durante la década de 1960 hubo un proceso de deterioro social yeconómico con un notable aumento de la conflictividad que incluyó la lucha armada a través de la guerra de guerrillas, protagonizada por grupos de extrema izquierda, entre los cuales destacan los Tupamaros y fuerzas de extrema derecha, como el Escuadrón de la muerte y la Juventud Uruguaya de Pie (JUP). Las Fuerzas Armadas fueron asumiendo protagonismo hasta que, ante la crisis social, económica ypolítica que vivía el País, y la falta de respaldo político al Presidente de la República, deciden, con el apoyo del entonces presidente constitucional en ejercicio, Juan María Bordaberry, dar un golpe de estado.
En 1972 las Fuerzas Conjuntas (organismo que abarcaba las Fuerzas Armadas y la Policía) detuvieron a los dirigentes Tupamaros, Raúl Sendic, Eleuterio Fernández Huidobro, MauricioRosencof, José Mujica, Adolfo Wasem, Julio Marenales, Henry Engler, Jorge Manera y Jorge Zabalza por los delitos de sedición y otros, permanecieron recluidos desde ese momento hasta la finalización de la dictadura militar, es decir, hasta 1985. Fueron recluidos en casi total incomunicación y sufrieron apremios físicos y psicológicos (comprobados posteriormente por organismos como la Cruz RojaInternacional). También en condiciones muy duras estuvieron recluidos los diputados Jaime Pérez, Wladimir Turiansky, Gerardo Cuesta y José Luis Massera.

Raúl Sendic (tupamaro)
Eleuterio Fernández Huidobro (tupa.)

Mauricio Rosencof (tupa.)
José Mujica (tupa.) Jorge Zabalza (tupa.)Jaime Pérez (comunista)


Los sucesos de febrero de 1973

Bordaberry, queriendo devolver a los militares a los cuarteles y someterlos nuevamente al poder civil, nombró al general Antonio Francese como Ministro de Defensa Nacional. El ejercito y la fuerza aérea responden emitiendo los Comunicados 4 y 7, en los cuales“desconocen” la autoridad del novel ministro argumentado que el mismo se proponía desarticular a las Fuerzas Armadas, a la vez que dan la pauta de sus intenciones de, no solo “aportar seguridad para el desarrollo nacional”, sino que también participar en la “reorganización moral y material del país.

(…)
2º. Inmediatamente de asumido el cargo, el actual ministro, puso de manifiesto encontrarseempeñado en cumplir la tarea de impedir mediante la desarticulización de los mandos, que las Fuerzas Armadas cumplieran con la misión de alcanzar los objetivos que se han impuesto, de restablecer el orden interno y brindar seguridad al desarrollo nacional en procura del bienestar general dentro del sistema democrático republicano de acuerdo con la filosofía actual de las Fuerzas Armadas.
(…)
7º.En consecuencia, quien ocupe la cartera de Defensa Nacional en el futuro deberá compartir los principios enunciados, entender que las Fuerzas Armadas no constituyen una simple fuerza de represión o vigilancia, sino que, integrando la sociedad, deben intervenir en la problemática nacional, dentro de la ley y comprometerse a trabajar, conjuntamente con los mandos, con toda decisión, lealtad yempeño, a fin de poder iniciar la reorganización moral y material del pais.
“Comunicado Nº 4”, Mandos militares conjuntos del Ejército y la Fuerza Aérea, 9 de febrero de 1973.

El desconocimiento del Ministro y los planteos de participación en la vida política del país, marcaron de hecho una...
tracking img