Dignidad humana

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (650 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Dignidad Humana - Trabajo Realizado por : Felipe Losa y Marcelo Tejera

“La dignidad de la persona humana está enraizada en su creación a imagen y semejanza de Dios (artículo 1); se realiza en suvocación a la bienaventuranza divina (artículo 2). Corresponde al ser humano llegar libremente a esta realización (artículo 3). Por sus actos deliberados (artículo 4), la persona humana se conforma, ono se conforma, al bien prometido por Dios y atestiguado por la conciencia moral (artículo 5). Los seres humanos se edifican a sí mismos y crecen desde el interior: hacen de toda su vida sensible yespiritual un material de su crecimiento (artículo 6). Con la ayuda de la gracia crecen en la virtud (artículo 7), evitan el pecado y, si lo han cometido recurren como el hijo pródigo (cf Lc 15, 11-31)a la misericordia de nuestro Padre del cielo (artículo 8). Así acceden a la perfección de la caridad.”

Extraído de www.vatican.va

Al leer este texto pudimos reflexionar que la dignidad humanaconsiste en tener vocación de un bienaventurado. Esto consiste en llegar libremente a la dignidad humana. Según sus actos, la persona puede llegar a conformarse o no al bien divino y moral. Consisteademás en poder crecer en su vida sensible y espiritual y así mejorar como persona. Debemos evitar el pecado y recurrir a la misericordia de nuestro padre, acercándose a la perfección de la caridad.Valor de la vida humana
“La Escritura, en el relato de la muerte de Abel a manos de su hermano Caín (cf Gn 4, 8-12), revela, desde los comienzos de la historia humana, la presencia en el hombre de laira y la codicia, consecuencias del pecado original. El hombre se convirtió en el enemigo de sus semejantes. Dios manifiesta la maldad de este fratricidio: ‘¿Qué has hecho? Se oye la sangre de tuhermano clamar a mí desde el suelo. Pues bien: maldito seas, lejos de este suelo que abrió su boca para recibir de tu mano la sangre de tu hermano’ (Gn 4, 10-11).
La alianza de Dios y de la humanidad...
tracking img