Dios no es culpable de los desatres naturales

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2343 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 20 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
s
Dios no es el culpable de los desastres naturales

Las catástrofes naturales están a la orden del día, mucho quizás hemos pasado por alguna y recordaremos los dolorosos momentos que no vimos enfrentados de un día para otro, pero mas cerca aun esta el dolor de miles de familias en Chaiten que han tenido que ver como su hogar, su familia y su casa se desmoronan poco a poco por estossucesos que ocurren sin previo aviso. “Dios ¿que nos has hecho?” es lo que comento un superviviente que contempló la destrucción causada por la erupción del volcán Nevado del Ruiz en Colombia el 13 de noviembre de 1985. La avalancha de lodo resultante sepultó toda la ciudad de Armero y mató a 20.000 personas en una sola noche.

Es comprensible que las palabras del sobreviviente hayan tratado debuscar un culpable. Ya desde la antigüedad, las personas, impotentes ante las aterrantes fuerzas devastadoras de la naturaleza, han atribuido a Dios estas calamidades propias del planeta que habitamos. Haciendo un poco historia, los pueblos primitivos presentaban ofrendas, incluso sacrificios humanos, para apaciguar a sus dioses del mar, la tierra, el cielo, las montañas, los volcanes y otrasfuentes de peligros. Es quizás por eso que multitudes de personas aun aceptan los efectos de las fuerza de la naturaleza como obra del destino o la voluntad de Jehová Dios.

En más de una oportunidad hemos prendido el televisor o hemos leído el periódico y nos hemos encontrado con las penosas noticias, como cuando todos los titulares del mundo hicieron eco del terremoto que arraso Tangshan (China)en 1976, y que provoco la muerte de 750.000 personas, según las informaciones oficiales del gobierno de China, así también como el huracán Andrew, que azoto el sur de florida y Louisiana (EE.UU.), efectos avaluados por miles de millones de dólares. Pero es importante cuestionarse ¿Qué habría sucedido si el terremoto hubiese sido en el desierto deshabitado de Gobi, o si el huracán Andrew hubieratomado un curso diferente y se hubiera extinguido en el mar sin afligir la tierra? Posiblemente seria el caso de que nadie los recordaría, es mas pocos habrían sabido de su existencia.

Es cierto entonces concluir que cuando nos referimos a desastres naturales, no hacemos referencia simplemente a las espectaculares y asombrosas manifestaciones de la naturaleza. Durante toda la historia de lahumanidad, se han visto como huracanes, tifones, maremotos, terremotos, erupciones volcánicas, fríos polares, tormentas, etc., pasan a ser parte de datos estadísticos para el archivo. Sin embargo cuando estas fuerzas descomunales causan muertes, pérdidas económicas, daños a la comunidad y discontinuidad de la vida cotidiana, es en ese momento cuando hablamos de desastres naturales.

Tambiénhay que tener en cuenta que los daños y las perdidas no son proporcionales con la intensidad del las fuerzas naturales implicadas. Ejemplo de esto lo vemos con un terremoto de intensidad 6.6 en la escala de Richter registrado en 1971, que azoto San Francisco (California) y mato a 65 personas. Un año más tarde, un hecho similar se registró con una intensidad de 6.2 pero mato a 5.000 personas enManagua (Nicaragua). Es por eso que es oportuno a analizar y cuestionarse con respecto al aumento de la destructividad de los desastres naturales: con el tiempo ¿se han hecho mas violentas las fuerzas de la naturaleza? ¿O han contribuido al problema factores humanos? ¿Quién es el responsable?

La Biblia, un libro reconocido como el más grande de todos los tiempos debido a su antigüedad, a sudifusión universal, a los numerosos idiomas a que sido traducido, su gran valor literario y su importancia trascendental para toda la humanidad que diariamente basa su vida de acuerdo a los escritos, señala a Jehová como creador de todas las cosas, a lo cual incluimos las fuerzas de la naturaleza (Génesis 1:1). Esto no nos indica que él provoque el movimiento del aire o la lluvia; antes bien,...
tracking img