Drogas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 13 (3221 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 2 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
¡Venerados hermanos en el Episcopado y en el Sacerdocio; ilustres señores, amables señoras!

Con vivo placer tomo la palabra en este Simposio que, por iniciativa del Pontificio Consejo para la Pastoral de los Agentes Sanitarios, nos muestra una vez más que la Santa Sede está en primera línea en un tema como el de la droga, que constituye uno de los problemas más graves de la sociedadcontemporánea por el número de víctimas que provoca, por las familias que arroja en la angustia, por los jóvenes que destroza mientras se asoman a la vida.

Al dirigir un caluroso saludo a todos los presentes, expreso mi aprecio a los promotres del Encuentro, que afronta un tema de importante incidencia a nivel personal y social. En efecto, el fenómeno de la droga es la expresión de una criminalidad que seimpone al mercado y a la sociedad con una prepotencia inaudita y lucra inmensas y deshonestas ganancias y, al mismo tiempo, es síntoma de un gran malestar que afecta a la cultura y a la ética especialmente de las sociedades más adelantadas desde el punto de vista económico. Por estas múltiples implicaciones, el tema de la droga va mucho más allá de los confines de un problema sanitario y, decualquier manera, de una problemática sectorial. Este tema abraza aspectos fundamentales de la existencia, plantea interrogantes ineludibles acerca del sentido de la vida, sobre la ética personal y comunitaria y sobre las profundas razones de la convivencia civil.

Por esta razón es amplia la rosa de los temas afrontados en el programa del Encuentro. Se presenta muy rico de aportes especializados,gracias a calificadas personalidades de renombre internacional, lo cual facilita mi tarea introductiva que, ante la expresión del aprecio del Santo Padre por la iniciativa del Pontificio Consejo, podría limitarse a presentar su saludo de estima y de augurio a los relatores y participantes, junto con el deseo de que de estos tres días de reflexión sobresalgan elementos significativos no sólo parauna posterior reflexión y una encuesta sobre este grave fenómeno, sino también de una adecuada estrategia para eliminarlo.

Sin embargo, me parece útil recordar aquí algunos de los numerosos pronunciamientos dedicados a este tema durante el actual pontificado, poniendo de relieve los aspectos más salientes. Más que informaciones sobre la realidad del fenómeno droga – informaciones que otrosofrecen con competencia específica – de estas líneas magisteriales emergen los criterios para realizar una lectura precisa e iluminadora desde el punto de vista especifícamente eclesial.

El "flagelo de la droga"

La primera cosa que salta a la vista, cuando uno se acerca a los varios pronunciamientos pontificios sobre el tema, es la intensa solicitud que el Santo Padre dedica a la dramaticidad delfenómeno. He aquí los vibrantes términos con los que Juan Pablo II se refería al respecto hace algunos años: "Hoy – decía – el flagelo de la droga arrecia cruelmente y con dimensiones impresionantes, por encima de muchas previsiones. Episodios trágicos denotan que la desconcertante epidemia tiene ramificaciones muy amplias, alimentada por un infame mercado que sobrepasa los confines de lasnaciones y de los continentes. Las implicaciones venenosas del río subterráneo y sus conexiones con la delincuencia y el hampa son tales y tan numerosas que constituyen uno de los principales factores de la decadencia general" (Enseñanzas de Juan Pablo II, VII, 2, 1984, p. 37).

Detrás de palabras tan duras están los datos que vosotros, ilustres señores, bien conoceis. Es verdad que, en lo que serefiere a las estadísticas, es difícil obtener datos precisos, justamente por la naturaleza clandestina del uso de las drogas. Pero es convicción común y fundada que dicho uso se expande como el aceite. El uso de drogas sintéticas, con respecto a las que derivan de las plantas, tiene la triste ventaja de estar más al alcance de los consumidores, mientras el control se vuelve cada vez más difícil,...
tracking img