Educacion

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 23 (5693 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 7 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Documental de la armada blanca
http://www.youtube.com/watch?v=o0wSCW_HRIA&feature=related
Explicación de la armada blanca a los niños
En el texto se lleva una hilación específica que se necesita respetar, por éste motivo en la explicación se pide  apegarse al orden de los argumentos tal y como se hilan en el texto. En base a nuestra experiencia, cuando se trata de un gran número de niños,o cuando el equipo de sonido/acústica no son buenos ser lo mas conciso posible saltando las apariciones del ángel y/o el ejemplo de dar el rosario a  alguien para dar a entender el significado de la consagración.
Queridos niños, he venido a darles la  mejor noticia  del mundo, si están listos para recibirla.
Ya saben que en el mundo hay mucho mal: guerras, droga, violencia, enfermedades,familias que se separan, millones de niños que mueren de hambre... ¿Les gustaría que se acabaran todas estas cosas malas? ¡Sí! Y si eso dependiera de ustedes, solamente de ustedes, niños, ¿Estarían dispuestos a ayudar, para que todas esas cosas malas desaparecieran cuanto antes? ¡Sí!
Pues bien, ahora van a prometerme que van a estar atentos a lo que les voy a decir. Les voy a contar la historia de tresniños como ustedes. Es una historia verdadera. Esos tres niños les van a enseñar qué es lo que tienen que hacer para librar al mundo del mal y para hacer que nazca un mundo nuevo, en el que haya sólo Amor.
LOS TRES PASTORCITOS Y EL ÁNGEL DE LA PAZ
youtube.com/watch?v=EfKc0pRmmYI
La historia que voy a contarles sucedió en el año 1917 en Fátima, un pueblecito de Portugal, en Europa; en aqueltiempo estaba la Primera Guerra Mundial (1915-1918).
En Fátima vivían tres niños que no iban a la escuela, porque eran muy pobres y tenían que ayudar a sus familias, llevando las ovejas al campo. Se llamaban Lucía, de 10 años, Francisco de 9 y Jacinta de 7. Francisco y Jacinta eran hermanitos, Lucía era su prima.
Lo que les voy a decir nos lo ha contado Lucía, que después fue a la escuela y haescrito todo en cuatro cuadernos. Lucía fue monja carmelita en Coimbra, Portugal y murió el 13 de febrero del 2005.

Cuenta Lucía que un día, mientras estaban en el campo cuidando de las ovejas, vieron acercarse un joven luminoso, como transparente; parecía ser de unos 12 o 14 años. Ese joven de luz dijo a los niños: “No tengan miedo, yo soy el Angel de la Paz, el Angel de la Guarda de Portugal.Rezen conmigo”; San Miguel el Protector del Portugal. Apareció tres veces y enseñó a los niños algunas oraciones muy lindas.
La primera vez el Ángel les enseñó una preciosa oración, repitiéndola tres veces, postrado con la cara en el suelo: “Dios mío, yo creo, adoro, espero y te amo. te pido perdón por los que no creen, no esperan, no te adoran y no te aman”.
Después les recomendó que rezaranmucho, diciendo: “Los Corazones de Jesús y de María han aceptado sus oraciones”. Y desapareció.
Los niños al principio hicieron lo que el Ángel les había dicho, rezando mucho. Sin embargo, al pasarles el primer entusiasmo, se les olvidó y continuaron jugando, como si nada hubiera pasado.
Poco tiempo después el Ángel se les apareció de nuevo, mientras jugaban en el huerto de Lucía, diciéndoles: “¿Quéestán haciendo? Recen, recen mucho... Ofrezcan constantemente al Señor oraciones y sacrificios... Sobre todo aceptar y soportar con obediencia los sufrimientos que el Señor les mande. Los sacrificios que hacen los niños son preciosos para el Señor: son potentes para hacer que los malos se vuelvan buenos”.

Algunos meses más tarde el Ángel se les apareció por tercera vez, llevando en la mano unCáliz, sobre el cual había una Hostia, de la que caían gotas de Sangre en el Cáliz. La Hostia y el Cáliz quedaron suspendidos en el aire, mientras el Ángel se arrodilló al lado de los niños, haciéndoles repetir tres veces esta oración: “Santísima Trinidad, Padre, Hijo y Espíritu Santo, los adoro profundamente y les ofrezco el preciosísimo Cuerpo, Sangre, Alma y Divinidad de nuestro Señor...
tracking img