El alguacil endemoniado

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1275 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 6 de junio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Comentario:
Páginas 99 hasta 100 de Los Sueños y Discursos (Clásicos y Castalia)
Edición de Felipe C.R. MALDONADO
El Alguacil Endemoniado

Esta obra de Quevedo cuyo título es Los Sueños fue publicada en 1605. Consta de cinco libros: El sueño del juicio final, El alguacil endemoniado, El sueño del infierno, El mundo por de dentro, El sueño de la muerte.
Este capítulo trata de un narradorque entra en la Iglesia San Pedro en Madrid en la cual se encuentra con el licenciado Calabrés que está exorcizando a un alguacil endemoniado. Aquí empieza un diálogo sobre todo entre el narrador y el demonio a traves del alguacil que describe el infierno pero sobre todo nos dice que el infierno es el “infierno” por la gente que hay adentro. Es una sátira de la gente de la sociedad de los siglosXVI-XVII en la cual vivió Quevedo.
En El alguacil endemoniado, Quevedo critica sobre todo a los jueces, abogados (letrados), mercaderes (genoveses), médicos, los sastres, el matrimonio, la mujer, los poetas, los enamorados, los cornudos y los reyes.
Nos centraremos sobre la sátira que hace Quevedo de los jueces, luego veremos como el demonio habla de la verdad y de la justicia y acabaremos viendocomo el demonio expone todas las críticas de Quevedo.

Como desde el principio, casi siempre, es el narrador que hace preguntas al demonio, el cual le contesta. Aquí, el narrador pregunta al demonio si hay jueces en el infierno. El demonio le contesta que « no » y sigue con una serie de metáforas « faisanes, platos regalados, simiente ». Estas metáforas acentúan el hecho que para Quevedo, losjueces son corruptos y entonces enviados por los diablos. En esta estrofa, podemos notar una degradación y un paralelismo de las frases. De hecho, se repite la misma estructura sintáctica « de cada... » Notamos la degradación decreciente según la importancia con el listado: juez, procuradores, relatores, escribanos, letrados, negociantes...) luego todo se multiplica, por ejemplo si cogemos elejemplo del alguacil, tendríamos, de cada juez 2400 alguaciles, y eso cada día. Y si queremos saber cuantos corchetes hay, multiplicamos el número de alguacil por 10. Escrito como esta escrito, no se nota la hipérbole, lo que hace que sea creíble.
Nos encontramos luego con una especie de cuento con valor moral que nos cuenta el demonio. Hay una personificación de la « verdad » y de la « justicia ».Ambas vinieron a la Tierra, ninguna de las dos fueron aceptadas por los humanos, la verdad por ser desnuda (metáfora sobre el hecho de que la verdad sólo hay una y no puede ser « disfrazada » por cualquier tipo de artificio, por eso que aquí Quevedo nos habla de desnudez) y la justicia por ser rigurosa. La verdad acabó « con un mudo ». Aquí Quevedo hace ironía puesto que un mudo no puede hablar.Al final la única persona que « aceptó la verdad » fue la que no puede hablar y por consiguiente no decirla. Luego nos relata la historia de la « justicia ». Nadie hacía caso de ella, hasta incluso, los hombres « usurpaban su nombre para honrar la tiranías ». Aquí Quevedo a través del demonio relata explícitamente la realidad de la justicia y de la sociedad en aquel entonces que era corrupta.Quevedo sigue personificando conceptos como « la simplicidad » que acoge a la justicia y « la malicia » que le envía requisitorias, lo cual le hace huir. Fue de casa en casa, y aquí Quevedo añade una oración en discurso directo, como un diálogo, lo que remite a la prosa lucianesca como también el hecho que sea un contexto fantástico y que haya un narrador testigo. A la justicia, la gente le contestaque se vaya. Al final, ningún hombre quiso de la justicia así que volvió al cielo con Dios el cual es el único a poder hacer justicia. Según el demonio, a partir de entonces, « los hombres bautizaron « justicia » algunas varas ». Aquí Quevedo, nos muestra que los hombres proclaman la justicia pero sin que sea justicia, de hecho nos dice que algunas de esas « varas » están ardiendo en el infierno....
tracking img