El amor y la muerte en miguel hernández

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 33 (8009 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 14 de abril de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Miguel Hernández.
2º de bachillerato. Curso 2008/09. Departamento de Lengua y Literatura
1. EL AMOR EN LA POESÍA DE MIGUEL HERNÁNDEZ.
El tema del amor en un primer momento en la poesía de Miguel Hernández
está ligado al erotismo vivido a través de la naturaleza.
La primera obra en la que surge el tema es Perito en lunas, etapa gongorina
con influencias de Jorge Guillén y Federico GarcíaLorca. Las imágenes que
emplea el poeta son herméticas ya que sigue la trayectoria de los del 27. M.H.
queda impactado por una conferencia que pronunció F.G.L. en Murcia sobre la
poesía de Góngora, el poder de la metáfora y el hermetismo de este poeta barroco.
El poeta oriolano también se hace eco del poderoso atractivo de los
EEUU sobre los intelectuales (García Lorca regresa de Nueva York en1930, recordemos
su obra Poeta en Nueva York). Las vanguardias, el Surrealismo principalmente,
son las novedades que impactan al poeta de Orihuela, precisamente
porque en su entorno rural no sería frecuente dedicar una poesía a los “entretenimientos
sensuales” de Perito en lunas: higueras, granados, limoneros…
naturaleza levantina llena de vitalidad humana y sensualismo, imágenes
sugeridoraspero que hay que descifrar.
Como ejemplo analizamos el poema “Negros ahorcados por violación”
(pág.93 de nuestra antología y fotocopia del suceso real aparecido en un periódico
de 1930 en EEUU como se observa en la fotografía. Se supone que M.H. conoció
esta noticia) El poema está escrito en octavas reales como el resto de los
poemas de este libro al estilo de Góngora en su Polifemo. Apareceun enfrentamiento
de contrastes frío/fuego, arenal /asfalto, blancos/ negros, representados
los primeros con las metáforas frío de asfalto, la Norteamérica del hielo (blancos),
frente a fuego de arenal, África en lo alto (los negros colgados); vínculos de
cáñamo es la cuerda; el sexo masculino está representado en confusa pierna,
náufraga higuera, remo exigente; asalto es la violación; nácarhostil, el cuerpo
femenino. El arenal es la sed, el desierto, la sequía pero también el fuego, la pasión,
el deseo. Hay que imaginar la mentalidad de los años 30 en Norteamérica
que reconocía a la raza negra como perversa.
En Veletas aparece una evocación de la bailarina negra Josephine Baker
que bailaba con un cinturón de plátanos por toda vestimenta, está representada
en la metáfora “yagitanos de palmas y campanas, puntiagudas.”
La higuera está ligada al sexo, los higos son los testículos, las hojas son
el primer vestido de la mujer. En Oda a la higuera:”Abiertos, dulces sexos femeninos,
o negros o verdales: mínimas botas de morados vinos,…
En el resto del libro hay que considerar la importancia de la luna como
hilo conductor, ya desde el título Perito, (técnico), en lunas,hasta alusiones como
“la hora es de mi luna menos cuarto”(Toro); “pon a la luna un tirabuzón”(Palmera);
“contra nocturna luna”, “Luna, a las danzarinas de las danzas desnudas” (Noria).
El conocimiento del amor y, más concretamente, la dependencia exterior
de un ser al que se necesita produce en Miguel una profunda crisis de identidad.
Ha pasado del amor divino al amor humano con todo lo queesto supone.
En El rayo que no cesa poemario amoroso de 1936 (coincide su publicación
con Razón de amor de Pedro Salinas y Cántico de Jorge Guillén), desarrolla
explícitamente este sentimiento. Dicha crisis ya se advierte en la serie de sonetos
que le anteceden. El poema Me llamo barro aunque Miguel me llame es elocuente al
respecto. El poeta se define en él como un ser desprovisto deidentidad por la ausencia
absoluta de la amada. Por el amor ha perdido su nombre y su oficio para reducirse
a lo elemental y primitivo del ser: su condición de barro. Con ello nos remite
a esa materia primigenia y noble cuyo fin es ser pisado por la mujer amada para
acabar convertido en su huella.
En este libro Miguel se ha librado del lastre religioso y ha arribado a los brazos
del amor dejando...
tracking img