El caracter estrategico de la escritura nacional

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1080 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 5 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
El carácter estratégico de la estructura nacional y unitaria del S.N.T.E.

“EL S.N.T.E. Y SU RELACIÓN CON EL ESTADO”

Hablar del SNTE nos remonta a dos aspectos, uno: a la enorme expansión de la SEP y su descentralización; dos: a esa relación con el gobierno y el estado, que pareciera nunca deslindarse de la educación.

En 1943 Torres Bodet asumía el cargo de secretario de EducaciónPública, dos días después el gobierno apoyo la creación del SNTE, esto no fue una casualidad, sino más bien una causalidad, resultado de pequeños grupos desorganizados que lejos de lograr beneficios, creaban conflictos y rivalidades. Fue así como la creación del sindicato, trajera dos consecuencias: a) terminar con las disidencias y b) permitió que la SEP aplicara sus políticas en todo el país.

Ensus inicios el sindicato de maestros fue tratado muy generosamente, en el aspecto político y en su relación con el estado; ya que los congresos locales, federales, ayuntamientos y gobiernos estatales otorgaron posiciones políticas a miembros del gremio, claro con la finalidad de obtener lealtad ante cualquier situación.

Según Carlos Ornelas, parece razonable sostener que, al avanzar en ladescentralización de la SEP, el Estado no propone desmantelar al SNTE, sino establecer un nuevo pacto en el que el gobierno desempeñe un papel preponderante, haciendo que el sindicato cuente con un número de patrones igual al número estados de que consta el país. De esa forma se modificaran las relaciones de poder entre el Estado y el SNTE y las facultades omnímodas del CEN serán redistribuidas entresus secciones*1. Así es evidente que cualquier modificación que surga en las relaciones políticas entre el Estado y el SNTE, se verán reflejadas en el sistema de enseñanza.

Empero la relación entre SNTE y estado no es estática y al pasar de los años es necesario y fundamental una transformación, como se dio en el Plan nacional de desarrollo de 1989 a 1994, en donde el Estado debió de modernizarsepara cumplir eficazmente con sus obligaciones más fundamentales; garantizar el Estado de Derecho y la seguridad de los ciudadanos, armonizar los intereses de todos los grupos y promover las condiciones de crecimiento que permitan un avance significativo en el bienestar de todos los mexicanos.2

Sin embargo, el sindicalismo mexicano vive un acoso anunciado. Hace ya más de una década que sevislumbraban problemas de viabilidad de los sindicatos y en varios de los más grandes e importantes de México hasta se tematizaba como necesidad de un nuevo sindicalismo. Actualmente la relación entre el sindicato y el estado va más allá de una relación diplomática, la nueva relación con el estado implica una auténtica autonomía sindical: ni confrontación ni sometimiento por sistema. En cambio, unaverdadera interlocución, madura y respetuosa.

En nuestro país, hacia 1988 se acentuó el cuestionamiento al sindicalismo protegido por el Estado o corporativismo al que nosotros le hemos llamado simplemente “viejo sindicalismo”. Ese es el sindicalismo que enfrenta hoy problemas de viabilidad y se analiza aquí para plantear la urgencia de profundizar
en la aspiración de lo que llamamos un nuevosindicalismo.

En el SNTE se hace hegemónica hasta 1946, pero ha pasado a ser tan cerrada que pese a la naturaleza de nuestra materia de trabajo como educadores se está
dificultando más reflexionar los problemas culturales, pese a la evidencia de los contextos.

En efecto, algunos compañeros maestros se organizaron en el otoño de 1989 precisamente con la preocupación por construir un nuevosindicalismo al interior del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) capaz de superar la era del corporativismo.

El fundamento de esa teoría ha sido postular que la soberanía de lo sindical reside en la asamblea de trabajadores. Ni el estado, ni un partido político, ni nadie deberá suplantar la voluntad de los trabajadores que constituyen un sindicato. Más allá de que esta...
tracking img