El cerdo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 32 (7766 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Historia del cerdo
La historia del cerdo está íntimamente ligada a la del hombre, tanto que sería imposible imaginar el desarrollo de las civilizaciones en el neolítico sin la participación en la dietética de este animal, que por sus características lo hicieron ideal para cubrir las necesidades de aportes de proteínas y grasas a la población.
Como todo alimento es discutido el origen de ladomesticación de este animal, cuyo antecesor es el jabalí, el cual fuera de la época de celo es relativamente fácil de manejar, sobre todo sus crías, las cuales, junto con sus madres, merodeaban los asentamientos humanos con doble finalidad, la primera para alimentarse de sus deshechos y la segunda para intentar protegerse de los depredadores, los cuales huían de los humanos.
Todo parece indicar quela domesticación tanto del cerdo, como de la oveja, la cabra y el buey se efectuó en Anatolia en Turquía, una vez que los homínidos se asentaran, entre otros lugares en la llanura del altiplano de Konya, desde donde seguro se sabe que se domesticaron los garbanzos, las lentejas, los guisantes y otras leguminosas (ver mi artículo dedicado a la historia de los garbanzos).
En las excavacionesefectuadas en el medio Éufrates, en concreto en las ruinas de Akarçay Tepe que datan del VIII milenio a.C., el equipo español formado por los doctores Ramón Buxó, Núria Rovira, Raquel Piqué y María Saña han efectuado estudios, entre 1999 y 2002, tanto de animales y vegetales consumidos por la población que allí vivía, siendo la última de las doctoras reseñadas especialista en restos faunísticos, la cualindica que la estrategia ganadera desde las primeras ocupaciones estaba basada en la explotación de las ovejas y cabras en primer lugar y del cerdo y el buey en segunda.
Por otra parte el antropólogo Kim Seung-Og en 1994 edita un estudio sobre la importancia del cerdo en las sociedades chinas en el neolítico, donde afirma que este animal no sólo fue domesticado para la alimentación, sino quetambién era considerado, por su cantidad, como elemento de prestigio, según se desprende de las excavaciones efectuadas en las sepulturas de la provincia de Shandong en los lugares Yedian, Sanlihe, Chengzi, y Dawenkou que datan del 4.300 a.C.
La rentabilidad que suponía, y supone, la domesticación de este animal queda patente en que la gestación de las hembras es de sólo cuatro meses, dando a luzentre diez y treinta crías, las cuales tan sólo en seis meses multiplican su peso en un 5.000 por ciento. Independientemente a esto, su alimentación, el ser omnívoros, permiten una amplia gama en cuanto a la opción de alimentos, llegando a nutrirse con los excedentes de las cosechas, como ocurre en la actualidad con las batatas en Nueva Guinea, el maíz en América o la cebada en Dinamarca, por ponerunos ejemplos, o se pueden alimentar de los desperdicios humanos, basuras, siendo su único inconveniente en el régimen alimenticio el de no poder digerir bien la celulosa de las plantas.
En Europa se tiene conocimiento de su domesticación desde el 4000 a.C., compitiendo con el hombre al alimentarse de los mismos recursos como eran las frutas salvajes, las bellotas, las castañas, los tubérculos,las setas, incluso de pequeños animales tales como los conejos, las liebres o los cervatillos.
En España los restos arqueológicos sobre los jabalíes, o los ya domesticados cerdos, es muy desigual dependiendo de las zonas geográficas, por ejemplo si observamos las pinturas rupestres de toda la zona sur de la península ibérica no encontramos vestigios de esta animal de forma significativa y paraello he repasado algunas cuevas, siendo la principal la de La Pileta en la serranía de Ronda (Benaoján, Málaga); esta cueva que conozco muy bien desde hace ya más cuarenta años, cuando todavía se podía visitar con un candil de queroseno y era explotada por la familia Bullón y donde he pasado momentos memorables descubriendo pinturas en los lugares más insospechados de ella. Pues bien, los restos...
tracking img