El cura sin cabeza

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2306 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 14 de marzo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
(EL CURA SIN CABEZA)
(Miguel Ángel Chinchilla, salvadoreño)

SINTESIS ARGUMENTAL

El cura sin cabeza, es una obra teatral que trata temas puramente sociales, simbólicamente representados por una diversidad de personajes, entre ellos personales mitológicos, como lo son: El cipitío, la Siguanaba, el cadejo, el judío errante, Fray Uraco de la Selva y el mismo Cura sin cabeza, de la mismaforma que personajes humanos que representan una realidad nacional que se vivió en la década de los noventa.
Año 1996, 8 de febrero, día en que se realizaría la segunda venida de su Santidad Juan Pablo II, a El Salvador, reunido el obispo titular de ese entonces (no menciona nombre), con un sacerdote para organizar el recibimiento del Pontífice, ultimaban detalles, comisiones para una cosa,comisiones para otra, incluyendo la comisión que daría seguridad al Santo Padre.
Llevándose a cabo la conversación de la organización del evento, hay un asunto que le preocupa mucho a la iglesia católica, y éste es, que los dos “enemigos “ de la iglesia, quieran salir de su escondite para boicotear la segunda visita de Juan Pablo II a El Salvador. Estos enemigos a quienes se refieren son Fray Uraco dela Selva y El cura sin cabeza, ambos sacerdotes excomulgados por cometer actos ilícitos para la iglesia católica, el primero por haber quitado a un Cristo de una cruz y haberse colocado él en su lugar, un sacrílego, y el segundo (un adultero) decapitado por haber seducido y acostándose con la esposa de Juan Pérez, quien fungía como alcalde de la entonces llama Aldea San Salvador en 1840, esteúltimo, en libertad por culpa de Monseñor Romero, de quien se dice que estando en un manicomio, lo liberó, dándole inclusive el privilegio de ser el encargado de tocar las campanas de todas las iglesias del país, cosa que a la iglesia católica no le parecía nada agradable. La única manera de hacer desaparecer para siempre a este desagradable personaje(el cura sin cabeza) era, logrando traer deGuatemala, la espada de Don Pedro de Alvarado, con la cual había sido decapitado, lo difícil era saber donde estaba esa espada, pues se necesitaba que fuera la original y habían varias copias.
Aparece el millonario Don Mony, quien representa la clase Pudiente, la clase poderosa ($) de El Salvador, y está preocupado porque se acerca la II venida de Juan Pablo II y la catedral Metropolitana no se hafinalizado, además, está siendo ocupada por un grupo de resentidos que buscan la manera de ser escuchados por medio de actos violentos, en este caso ocupando la catedral Metropolitana en las vísperas de la visita del Sumo Pontífice, y comenta y pide al obispo mande a sacarlos a la fuerza del lugar y le ofrece una buena cantidad de dinero para que se finalicen los trabajos de construcción y puedaestar a tiempo para el gran evento. Además que critica a Monseñor Romero por la osadía de haber dejado en libertad a El cura sin cabeza, de quien se teme que ayudado por otros, boicotee el evento en mención.
Hay un episodio en donde se da a entender que en el seno de la iglesia católica no todo es armonía, pues el señor obispo, no es muy amigo de monseñor Fulano, un compañero suyo, sin embargo,dice el señor obispo debe guardarse las apariencias, pues el pueblo no debe darse cuenta de sus diferencias.
Aparece la Cadena de Radios Católicas, en donde se comenta y anuncia el gran acontecimiento que está por llegar, la segunda visita de Juan Pablo II a El Salvador, en el principio las transmisiones, son todos comentarios positivos, sobre la organización y todos los detalles que conlleva unevento de esta magnitud.
En la televisión también hay actividad, los señores de un noticiero le realizan una entrevista al obispo para que éste, dé detalles de los preparativos, a lo que el jefe eclesiástico responde con bastante reserva sobre el caso. Se le hacen algunas preguntas comprometedoras sobre las sonadas diferencias de ideas entre él y monseñor Fulano, a lo que el obispo responde...
tracking img