EL ESPIRITU DE LAS LEYES

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1676 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de octubre de 2015
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL ESPIRITU DE LAS LEYES
LIBRO I.- DE LAS LEYES EN GENERAL
CAPITILO I: De las leyes en sus relaciones con los diversos seres
Las leyes, en su significación más extensa, no son más que las relaciones naturales derivadas de la naturaleza de las cosas; y en este sentido, todos los seres tienen sus leyes.
Dios tiene relación con el universo como creador y como conservador; las leyes según lascuales creó, son las mismas según las cuales conserva; obra según las reglas porque las conoce; las conoce porque él las hizo; las hizo porque están en relación con su sabiduría y poder.
Así la imaginación, aunque parezca ser un acto arbitrario, supone reglas tan inmutables como la fatalidad de los ateos. Sería absurdo decir que el creador podría gobernar el mundo sin aquellas reglas, puesto que elmundo sin ellas no subsistiría.
Los seres particulares inteligentes pueden tener leyes que ellos hayan hecho; pero también tienen otras que ellos no han hecho. Antes que hubiera seres inteligentes, eran posibles: tenían pues relaciones posibles y por consiguiente leyes posibles. Antes que hubiera leyes, había relaciones de justicia posibles. Decir que no hay nada justo ni injusto fuera de lo queordenan o prohiben las leyes positivas, era tanto como decir que los radios de un círculo no eran iguales antes de trazarse la circunferencia.
El hombre, como ser físico, es, como los demás cuerpos, gobernado por leyes invariables; como ser inteligente viola sin cesar las leyes que Dios ha establecido y cambia las que él mismo estableció. Es preciso que él se gobierne; y sin embargo es un serlimitado: está sujeto a la ignorancia y al error, como toda inteligencia finita. Los débiles conocimientos que tiene, los pierde. Como criatura sensible, es presa de mil pasiones.
CAPÍTULO II: De las leyes de la naturaleza-
Antes que todas las leyes están las naturales, así llamadas porque se derivan únicamente de la constitución de nuestro ser. Para conocerlas bien, ha de considerarse al hombre antes deexistir las sociedades. Las leyes que en tal estado rigieran para el hombre, esas son las leyes de la naturaleza.
El hombre, en el estado natural, no tendría conocimientos, pero si la facultad de conocer. En ese estado, cualquiera se siente inferior; apenas igual. Por eso no se atacan, no se les puede ocurrir, y así resulta que la paz es la primera de las leyes naturales.

CAPÍTULO III: De lasleyes positivas
Tan luego como los hombres empiezan a vivir en sociedad, pierden el sentimiento de su flaqueza; pero entonces concluye en ellos la igualdad y empieza el estado de guerra .

Cada sociedad particular llega a comprender su fuerza; esto produce un estado de guerra de nación a nación. Los particulares, dentro de cada sociedad, también empiezan a sentir su fuerza y procuran aprovechar cadauno para sí las ventajas de la sociedad; esto engendra el estado de lucha entre los particulares.
El Derecho de gentes se funda naturalmente en el principio de que todas las naciones deben hacerse en la paz el mayor bien posible y en la guerra el menor mal posible, sin perjudicarse cada una en sus respectivos intereses.
El objeto de la guerra es la victoria; el de la victoria la conquista; el dela conquista la conservación. De estos principios deben derivarse todas las leyes que forman el derecho de gentes.
Además del derecho de gentes, que concierne a todas las sociedades, hay un derecho político para cada una. Sin un gobierno es imposible que subsista ninguna sociedad. La reunión de todas las fuerzas particulares, dice muy bien Gravina, forma lo que se llama el Estado político.
LIBROII.- De las leyes que se derivan directamente de la naturaleza del gobierno
CAPITULO I: De la indole de los tres distintos gobiernos
Hay tres especies de gobiernos: el republicano, el monárquico y el despótico. Para distinguirlos, basta la idea que de ellos tienen las personas menos instruídas. El gobierno republicano es aquel en que el pueblo, o una parte del pueblo, tiene el poder soberano; el...
tracking img