El gerente volvio a soñar con dios

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 18 (4349 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Sueño de un Gerente con DIOS
Escrito por Administrator Sábado, 29 de Julio de 2006 02:16 -

Esta pequeña obra es el resultado de un par de conferencia que impartí acerca de la ética empresarial, una en la Universidad Autónoma Metropolitana y otra en las instalaciones de la CANACINTRA, invitado por el Instituto Politécnico Nacional. Como director general de varias empresas y como autor delibros gerenciales y de superación, he observado y vivido los efectos de la falta de integridad personal y profesional de muchos ejecutivos, quienes la demuestran en su vida familiar, con sus empleos, con sus clientes, con sus proveedores, con sus accionistas, con sus competidores, pero más grave aún, consigo mismos. Tengo la esperanza de que muchos empresarios y gerentes que lean esta obra se sientanmotivados para hacerse un examen de conciencia profundo y, si descubren que su comportamiento ético deja mucho que desear lo modifiquen para su bien, el de su familia, el de su empresa, y el de la sociedad a la que sirven. El principal beneficio que obtendrán al cambiar su forma de pensar y actuar, será esa ansiada paz espiritual que tanto necesitamos todos para conservar la salud mental en mediode esa vorágine que es el mundo actual. Es también mi interés que los jóvenes que desean hacer una carrera en la campo de los negocios, como los cientos de muchachos y muchachas que cada año participan en el programa Empresarios Juveniles de DESEM, pueden sacar provecho de esta obra, afianzando los principios y valores éticos que se les infunden en el programa, para que mañana se conviertan en loslideres de calidad total que tanto necesita el país en su nueva era. Sueño de un GERENTE con DIOS Siempre había querido soñar con Dios, pero no lo había conseguido en los más de cuarenta años de mi vida. ¿Por qué quería soñar con El? No lo se con certeza, pero recientemente se había convertido en una necesidad. Algo en mi interior me decía que las cosas no estaban bien con mi vida. Tenía éxito, oal menos lo que muchos definen como éxito: posición social, patrimonio y prestigio personal. Con todo me sentía insatisfecho. Tal vez era la edad, esa mitad del camino en la que uno se ve obligado a mirar hacía atrás para ver lo que se ha dejado en la senda recorrida. Esa edad en la que, más que nunca, debe uno decidir lo que hará con el resto de su vida. Ayer fue un día como cualquier otro:salir temprano de casa, pelearse con el trafico, firmar cheques revisar la correspondencia, dictar cartas, contestar telefonemas, calmar a clientes irritados, hacer seguimiento de los pendientes, comer con uno de los ejecutivos, revisar más correspondencia, dictar más cartas, hacer más llamadas telefónicas, salir de la oficina al obscurecer, pelearse con el tráfico, hacer un poco de ejercicio, cenaralgo ligero y acostarse temprano. Curiosamente ayer anoche sentí la necesidad de acostarme más temprano que de costumbre, no porque tuviera mucho sueño, sino porque antes, lo cual hice. Era un sitio extraño, muy diferente uno imagina como Cielo. No había nubes ni ángeles tocando el arpa. Más bien eran salones finamente decorados pero sin mobiliario. Pasaba de un salón a otro sin encontrar a nadie.Me recordó la búsqueda de a Capilla Sixtina en los museos del Vaticano. Finalmente llegue a un salón que tenía una luminosidad que encandilaba. Entre con inseguridad, con sigilo, pues no podía ver por la brillantez de la luz que me hacia entrecerrar los ojos. De pronto escuche de pronto escuche una voz que me dijo: “Pasa hijo, pasa”. Continué avanzando hasta que me tropecé con algo que parecía unescalón.

1/8

Sueño de un Gerente con DIOS
Escrito por Administrator Sábado, 29 de Julio de 2006 02:16 -

Abrí más los ojos y descubrí una figura con aspecto humano de la cual emanaba la luz. No pude distinguir las facciones de su rostro porque estaba cubierto con un velo luminoso. Sentí una paz interior que jamás había experimentado. Parecía que mi alma quería escapar de mi cuerpo,...
tracking img