El hombre en busca del sentido. de víktor. e. frankl

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1250 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
El hombre en busca del sentido. De Víktor. E. Frankl
¿Qué nos dice el autor a través de la experiencia y el sufrimiento, quién es el hombre? Qué nos dice sobre el hombre a través del libro.
No cabe duda que para Víktor E. Frankl la experiencia del sufrimiento hace patente la existencia del hombre y es, por tanto, un camino que ofrece al hombre encontrar el sentido de su existencia.
Noobstante, el verdadero valor y sentido de esta existencia no reside en el sí del sufrimiento, sino que lo hace en la actitud del hombre que, desde su libertad más íntima y “última”, decide cómo afrontarlo.
Para Frankl, la libertad del hombre se halla en el mundo interior del mismo, en su espíritu, con lo cual, aunque la experiencia del sufrimiento a la que el hombre se enfrenta ponga límites en algunasáreas de su libertad, como puede ser la libertad de la acción ante las condiciones externas que la experiencia del sufrimiento conlleva, hay un aspecto de la libertad que jamás podrá serle arrebatada. Ésta es la libertad última del hombre: la decisión sobre la actitud personal que adopta el ser humano frente a la experiencia del sufrimiento. Actitud que se halla, por tanto, en lo más íntimo desu ser, en su dimensión espiritual y que nada puede franquearlo “ a no ser que lo dejes entrar”, como bien apunta el autor.
De esta forma, esta libertad última, que se halla en nuestro interior, es la que define, no sólo la actitud que el hombre adopta ante el sufrimiento o el sentido que el hombre le otorga, sino que a su vez decide y define al hombre mismo. Es por ello que, cuando Franklexpone la pregunta “¿Qué es, en realidad, el hombre?” responde sencillamente que el hombre es “el ser que siempre decide lo que es” con lo cual, en referencia al autor, sólo pueden concebirse dos tipos de hombres en base a esa decisión: el hombre que decide ser decente y el hombre que decide ser indecente.
De esta forma , el autor expone que el hombre tiene dos opciones ante la experiencia delsufrimiento. La primera opción consiste en aprovechar el sufrimiento en tanto que éste se torna en fuente de conocimiento y de riqueza espiritual. Con lo cual el hombre puede ver en esta experiencia una oportunidad que le permite crecer espiritualmente y convertir el sufrimiento en un triunfo interno, pues el hombre “siempre tiene la oportunidad de conseguir algo a través de éste” y en últimainstancia, conservar así su dignidad y decidir de esta forma ser un “ser decente”.
La segunda opción, totalmente contraria a la primera, se fundamenta en dejar pasar la oportunidad que el sufrimiento nos proporciona como fuente de conocimiento y crecimiento espiritual. Con lo cual, el hombre, al decidir dejarse llevar por las condiciones que el sufrimiento ha ido forjando en el interior de su ser, almismo tiempo que olvida la oportunidad de crecer espiritualmente, termina por perder el dominio de su vida, perdiendo a su vez su dignidad y como resultado, o bien su vida deja de tener sentido y “muere” , o bien el único sentido que puede encontrar en su vida es el decidir ser un “hombre indecente”.

Y esta decisión, que se origina y concluye en lo más íntimo del ser, como bien señala el autor,no justifica
. Las condiciones externas que se suceden en la experiencia del sufrimiento no son concluyentes a la hora de determinar que decisión ha tomado el hombre, sino que “son el resultado de una decisión íntima”. No hay excusa ni justificación.
El autor expone la pregunta qué es el hombre y la responde determinando dos tipos de hombres: los decentes y los indecentes. Pero no es unadivisión propia de la naturaleza del hombre, sino que su origen estriba en la decisión del mismo, del yo, a través del proceso experiencial del sufrimiento. Lo que determina esta decisión, factor clave, DIM ESPI.. ¿Qué es, en realidad, el hombre? Es el ser que siempre decide lo que es. Y decide pues, ser indecente o decente.
El hombre es capaz de aliviar su sufrimiento escondiéndose tras la...
tracking img