El laberinto de la soledad ensallo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (991 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Octavio Paz es un escritor tremendamente denso, cansado y no muy simple de entender, sin embargo la comunión entre mis ideas y las de el es grande y un novel y su rostro dentro de una moneda de 20$no le hace justicia.
Octavio Paz se adentra en un profundo análisis en el que despedaza y trata de reunificar al mexicano partiendo desde el mismo titulo, vivimos inmersos en un laberinto de soledadque nos pierde y donde nosotros mismos deseamos fervientemente encontrarnos con ese algo que no sabemos bien que es pero que estamos convencidos de que nos quitara esa insoportable sensación desoledad, no queremos ver la simple y llana realidad estamos solos por que somos individuales, individuo, uno solo con una sola personalidad y un solo modus vivendi ... SOLEDAD es nuestra como el simple hechode que estamos en este mundo, sin ir más lejos, no debemos temer, no debemos cegarnos en el sentimiento infantil e irracional del miedo.
El mexicano en quien se centra todo este ensayo al fin esdescubierto tal como es, inconforme y un lió de contradicciones, que aparte de que le teme a la soledad le teme a ser, darse la libertad de ser va más haya de lo socialmente permitido y nos remite alantiguo machismo, los “cerrados”. Una imagen certera y muy deprimente es la de la mujer, la chingada por naturaleza, pero también la idolatrada que no deja de ser otra cosa que un objeto, solo es bellaaquella que los catálogos humanos consideran bella, solo es femenina la que se sujeta a los dogmas de la feminidad impuestos por el “macho chingón” , todos le atribuyen algo a la mujer, pero la mujerpermanece pasiva e inmóvil ella solo recibe y acepta, no da ni se otorga nada.
El mexicano sin embargo no deja de ser humano a pesar de las actitudes cerradas y su hermetismo natural, las fiestas ylas groserías son sus escapes, pequeños estallidos que se celebran en grande o se susurran en momentos de furia y por un leve instante se descubre, pero nunca se a dado cuenta, si eso hubiera pasado...
tracking img